Boletín

El vuelo sin motor, una disciplina asequible para todas las edades

Pero para disfrutar del vuelo sin motor no es necesario contar con un buen estado de forma, o aptitudes previas

Hillary Davey

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 14:46

Hillary Davey, con 82 años, es otro claro ejemplo de que el vuelo sin motor es apto para cualquier edad. Esta semana está visitando el aeródromo de Santa Cilia, como hace desde hace 20 años. Su marido, ya fallecido, era piloto, y ahora sin él, sigue manteniendo una buena relación con el aeródromo y aún sin avión, acude al menos una semana al año a disfrutar del ambiente de las instalaciones que gestiona Fly-Pyr, del restaurante y piscina, y por supuesto a revivir de nuevo la experiencia de volar. Pilota el velero con ayuda. Con sus 82 años, se encuentra en buena forma, ya que en su casa, cerca de Toulouse (Francia), practica la natación todos los días en una piscina al aire libre a partir del mes de febrero.

Pero para disfrutar del vuelo sin motor no es necesario contar con un buen estado de forma, o aptitudes previas. Cualquiera puede disfrutar de esta experiencia, surcando en este caso el cielo del Pirineo. De hecho, es una actividad que cada vez cuenta con más seguidores y en muchos casos jóvenes. Para éstos, el vuelo a vela supone una alternativa en el aeródromo de Santa Cilia, donde se imparten cursos para obtener la licencia desde edades tempranas (la edad mínima son 14 años).

El Aeródromo de Santa Cilia, instalaciones del Gobierno de Aragón vinculadas a Turismo de Aragón, resulta el sitio idóneo para iniciarse en esta disciplina o simplemente vivir una nueva experiencia. Con una larga trayectoria a sus espaldas y muchos años de experiencia, los instructores del Aeroclub Nimbus ponen todos sus conocimientos al servicio del vuelo sin motor para hacer de esta actividad un deporte asequible para todos, sea cual sean las circunstancias personales de cada uno.

Lo más