Posible despido por trato machista en Comujesa

María José Soto deja de ser empleada de Comujesa sin encontrar otro motivo que su condición de mujer para verse obligada a abandonar la plantilla. 

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 19:11

Quince años lleva conduciendo autobuses urbanos en Jerez y acaba de ser despedida con la sospecha de trato machista por parte del Ayuntamiento. María José Soto deja de ser empleada de Comujesa sin encontrar otro motivo que su condición de mujer para verse obligada a abandonar la plantilla. Y esgrime un ejemplo que, para ella, es prueba de esta discriminación.

Es una de las diez mujeres eventuales que la empresa municipal tenía hasta este despido y que, junto a las tres fijas, son parte ínfima en una plantilla de alrededor de 180 trabajadores. Pero, más allá de los argumentos igualitarios, lo cierto es que dispone de sentencia judicial favorable por fraude al mantenerse tres lustros después una condición eventual que ya no se sostiene.

Dice su abogado, Manuel Martos, que es cesada por ganar este juicio al Ayuntamiento además de por ser mujer. De hecho, tras esta situación se han contrato fijos a tres trabajadores varones que ni siquiera habían reclamado. Se ha demandado a Comujesa, al Consistorio, a la directora de RRHH, al presidente del Comité de Empresa y al gerente de Comujesa.

Mientras se anuncia que se acudiría al Tribunal Europeo de Derechos Humanos si hiciera falta, no cesan apoyos a la trabajadora como los del Partido Popular que, por iniciativa de la concejala Isabel Paredes, pide explicaciones a lMamen Sánchez. La afectada, que dice tener esperanzas en mantenerse en la plantilla, también hace un llamamiento a la alcaldesa.

Contenidos relacionados

Lo más