Boletín

Bádminton

Carolina Marín vuelve con derrota en Vietnam siete meses después de su lesión de rodilla

La onubense cayó en dos sets ante la tailandesa Supanida Katethong (24-22 y 22-20) en su vuelta a las pistas tras superar una grave lesión.

Carolina marín

Carolina Marín regresó a las pistas siete meses después de romperse el cruzado.EFE

Europa Press

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 20:32

La española Carolina Marín ha regresado a las pistas este miércoles en el Open de Vietnam después de siete meses de ausencia, y ha perdido en su estreno a manos de la jugadora tailandesa Supanida Katethong en un partido resuelto en dos sets (24-22 y 22-20) y 50 minutos de duración.

La onubense comenzó con un ritmo alto e incluso llegó a ponerse 10-5 a su favor, pero en los momentos decisivos no estuvo certera y dejó con vida a su rival. En el primer parcial, la tailandesa rubricó el triunfo cuando menos se esperaba y el segundo se desencadenó por los errores de Carolina.

Este ha sido el primer partido después de siete meses sin competir debido a una grave lesión en la rodilla derecha. Su objetivo sigue siendo coger ritmo antes de afrontar nuevos desafíos en Asia y a un año vista de los Juegos Olímpicos de Tokio, donde acudirá a renovar corona.

Carolina Marín, que ha declarado recientemente que su "objetivo" es volver a ganar el oro olímpico, continuará con su readaptación a las pistas y competirá en el Abierto de Pekín la próxima semana, a partir del 18 de septiembre, ha informado la Federación Española de Bádminton.

La jugadora española aseguró estar "bastante decepcionada" después de perder este miércoles en su regreso a la competición tras una larga lesión, pero también se quedó con la parte positiva al no haber notado ninguna molestia en su rodilla derecha.

"Estoy bastante decepcionada. Por una parte, contenta porque las sensaciones de la rodilla han ido bastante bien, no he tenido ningún problema, pero por otro lado no he estado preparada mentalmente. Eso me ha hecho no estar concentrada en el juego y en los finales de set. Ahí no estaba pensando en la táctica que había preparado con Fernando (entrenador)", añadió.

"Y por lo tanto también me he puesto más nerviosa, no he tenido confianza en mí misma, me ha pasado factura y por eso me encuentro decepcionada conmigo misma", repitió la onubense, que pronto tendrá una nueva oportunidad para seguir con su adaptación a las pistas.

Marín disputa la próxima semana el Abierto de China. "Estoy segura de que la semana que viene en China, que es un Masters 1000, podré mejorar esos detalles para afrontar la competición de alto nivel y seguir agradeciendo todo vuestro apoyo. Mando un saludo muy grande desde Vietnam", añadió la andaluza.

Lo más