Previa Copa del Rey de baloncesto

El tetracampeón Real Madrid pone en juego su corona copera

Real Madrid, Valencia, Barcelona, Fuenlabrada, Unicaja, Gran Canaria, Tenerife y Baskonia se juegan desde este jueves y hasta el domingo un título para el que el Madrid de Laso, campeón de las cuatro últimas ediciones, es el gran favorito.

Copa ACB

Las Palmas acoge una nueva edición de la Copa del Rey de baloncesto. ACB.COM

EFE

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 12:26

El Real Madrid, campeón de las últimas cuatro ediciones de la Copa del Rey, es el gran objetivo a batir en la ochenta y dos edición del torneo del KO que se va a disputar del 15 al 18 de febrero en el Gran Canaria Arena de Las Palmas.

El equipo de Pablo Laso llega con la ventaja que le da ser el líder de la Liga Endesa con cuatro victoria de renta sobre el Valencia, su más inmediato perseguidor, aunque una de las grandezas de la Copa es que no vale de nada lo hecho hasta ese momento y que sólo cuenta el aquí y ahora.

Los ocho mejores equipos de la primera vuelta, Real Madrid, Valencia, Barcelona, Montakit Fuenlabrada, Unicaja, Baskonia, Iberostar Tenerife y Herbalife, que fue noveno a esas alturas pero consiguió la plaza por ser el organizador, se miden sin red en eliminatorias directas.

Valencia-Iberostar Tenerife y Real Madrid-Unicaja abrirán la competición el jueves 15 de febrero, mientras que Herbalife Gran Canaria-Montakit Fuenlabrada y Barcelona Lassa-Baskonia completarán el viernes unos cuartos de final apasionantes.

El Madrid es el líder de la Liga y el mejor clasificado de los equipos españoles de Euroliga. Las lesiones han asolado su plantilla pero Pablo Laso ha sabido ir sorteando las dificultades y llega con un equipo competitivo y con el pívot mexicano Gustavo Ayón que podría reaparecer.

Laso es el dominador de la competición en los últimos seis años en los que ha conseguido cinco títulos (2012, 2014, 2015, 2016 y 2017) y tanto a él como a su equipo hay que darles el crédito que se han ganado con creces.

El Valencia, vigente vencedor de los dos últimos títulos del baloncesto nacional (Liga y Supercopa) llega también con problemas de lesiones, sobre todo en el puesto de base, pero tiene una plantilla amplia y con calidad suficiente para aspirar a todo.

El Barcelona es una de las incógnitas y llega con Svetislav Pesic como nuevo entrenador. En sólo un partido y en una sesión de entrenamiento el equipo ya hizo un gran cambio de rendimiento en el último partido de Liga, pero por un lado es complicado dar un cambio radical a una trayectoria de cinco meses y, por otro, tiene una plantilla que puede conseguir lo que se proponga.

El Montakit Fuenlabrada es la gran revelación de la primera parte de la temporada de la mano de su técnico Néstor 'Che' García. Su asfixiante defensa y su frenético ataque sin importar el rival ni el momento del partido les ha llevado hasta Las Palmas. No está entre los favoritos al título pero convendría no olvidarse de ellos.

El Unicaja quizá sea uno de los tapados de la competición. Tras una serie de seis victorias consecutivas, tanto en España como en Europa, señal del buen momento por el que atraviesa, perdió contra el Baskonia en la última jornada de Liga. Y tener que medirse ante el Real Madrid en cuartos parece una empresa complicada, pero los de Joan Plaza tienen ganas y armas.

Baskonia es otro de los clásicos equipos coperos que quieren volver a saborear las mieles del triunfo. Desde la llegada de Pedro Martínez al banquillo el equipo ha recobrado su fortaleza ofensiva y defensiva y son un equipo temible al que enfrentarse. El enfrentamiento ante el Barcelona promete emociones fuertes.

Iberostar Tenerife es otra de las posibles sorpresas. Su cercanía a Las Palmas le posibilitará tener quizá un mayor apoyo desde las gradas y jugar sin demasiada presión le puede ayudar. Si pasara el corte ante el Valencia se mediría con el vencedor del Real Madrid-Unicaja. Y con los madrileños jugó y perdió el pasado domingo con claridad.

El Herbalife Gran Canaria es el anfitrión y tendrá todo el apoyo de los aficionados locales. Un aspecto nada desdeñable en una competición de las características de la Copa y al que llega con el equipo perfectamente a punto para la cita, con cinco victorias consecutivas entre Liga y Eurocopa. El cruce con el Fuenlabrada le abre un mayor abanico de posibilidades y si llega a semifinales, la euforia puede hacerles rendir por encima de sus posibilidades.

Lo que está claro es que la Copa del Rey volverá a erigirse en el centro de atención. Todos los equipos tienen su opciones y lucharán por ellas. El Madrid buscará su repóquer particular y los demás se opondrán a que siga su dominio. Los ganadores son, de antemano, los aficionados que disfrutarán de cuatro días de barra libre de baloncesto en estado puro.

Lo más