COPE

El riesgo detrás de dormir una siesta cada día: un estudio publica sus implicaciones en tu salud

Según una nueva investigación publicada en la revista Hypertension esto podría ser un hábito al cual prestar más atención

ctv-xid-winks-gc69891c23 1920

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 11:15

Según una nueva investigación publicada en la revista Hypertension esto podría ser un hábito al cual prestar más atención, ya que descubrieron que las personas que toman siestas con frecuencia tienen un mayor riesgo de desarrollar hipertensión arterial o sufrir un accidente cerebrovascular.

Para llegar a estos hallazgos los investigadores evaluaron más de 300,000 registros de personas del Biobanco del Reino Unido, que es una gran base de datos biomédica que contiene información genética, de estilo de vida y de salud de manera anónima de medio millón de participantes del Reino Unido.

Así, incluyeron en su estudio a todos aquellos individuos que en un principio no tenían hipertensión o que no habían sufrido accidente cerebrovascular, y se realizó un seguimiento de 11 años en los cuales se autoinformaba la frecuencia de siestas como: «nunca/rara vez», «a veces» o «generalmente».

Además, para evaluar de manera significativa la posible asociación entre la frecuencia de las sientas y la mayor probabilidad de sufrir alguna de estas condiciones se implementó un método valido denominado “aleatorización mendeliana”, que se utiliza para evaluar el efecto causal que un posible factor de riesgo tiene sobre una enfermedad.

De esta manera, determinaron que las personas que tomaban siestas durante el día con regularidad tenían un 12% de mayor riesgo de padecer hipertensión y 24% más probabilidad de sufrir una accidente cerebrovascular.

Específicamente, para los individuos menores de 60 años que tomaban siestas con regularidad se encontró que tenían mayor riesgo de desarrollar hipertensión en un 20%, en comparación con las personas que no registraban este hábito, por su parte, una vez pasados los 60 años, esta costumbre solo se asoció con un 10% de mayor probabilidad de padecer esta misma condición.

Además, se indica en el estudio que la asociación persistió incluso cuando se ajustaron y tomaron en cuenta variables que por si mismas son un factor de riesgo para padecer alguna de estas condiciones, tal como tener diabetes tipo 2, colesterol alto, entre otros.

Esto dicen los expertos

Los autores del estudio que tomar una siesta en sí no es dañino, pero estas asociaciones encontradas pueden explicarse más por un posible trastorno del sueño. Es decir, tomar siestas con tanta frecuencia podría ser señal de que las personas duermen mal durante la noche y, tal como nos indican los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, se ha demostrado que las personas que no duermen lo necesario son más propensas a padecer enfermedades crónicas, como hipertensión, diabetes y obesidad.

De esta manera, otro estudio nos indica que existe evidencia de que los trastornos del sueño incrementan el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas que adicionalmente aumentan el riesgo cardiovascular y la mortalidad; lo que podría explicar la asociación encontrada con el accidente cerebrovascular.

Esto sucede, de manera general, porque los trastornos del sueño generan un estado de estrés crónico que se relaciona con un aumento en la producción de hormonas de estrés como el cortisol; además propicia una actividad extra del sistema simpático y un estado de inflamación crónica. Todo esto en conjunto puede favorecer alteraciones en hormonas que regulan el peso y el apetito, así como producir daño endotelial que puede generar hipertensión.

Finalmente, describen los autores que, aun tomando en cuenta las limitaciones del estudio, esta es una evidencia importante que respalda realizar investigaciones más profundas, así como para prever que evaluar los patrones de sueño en los pacientes puede ser de especial importancia para la salud.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo La Noche

La Noche

Con Beatriz Pérez Otín

Escuchar