Boletín

CINE ESTRENO

Dos debutantes de la Pompeu suben el listón del cine íntimo con "Ojos negros"

Marta Lallana e Ivet Castelo, dos jóvenes debutantes en la dirección provenientes de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona, dan un nuevo empujón de calidad al cine íntimo catalán con "Ojos negros", una película que nació como trabajo de fin de grado y que llega este viernes, 19 de julio, a las salas españolas.,Ellas son la cuarta generación de realizadoras que estudiaron en la Pompeu, una escuela que logra enamorar al público con los proyectos de sus alumnas; es el caso

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 17:54

Marta Lallana e Ivet Castelo, dos jóvenes debutantes en la dirección provenientes de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona, dan un nuevo empujón de calidad al cine íntimo catalán con "Ojos negros", una película que nació como trabajo de fin de grado y que llega este viernes, 19 de julio, a las salas españolas.

Ellas son la cuarta generación de realizadoras que estudiaron en la Pompeu, una escuela que logra enamorar al público con los proyectos de sus alumnas; es el caso de Lallana y Castelo, pero también de las ya reconocidas Laura Rius, Laia Alabart, Elena Martín, Alba Cros o Marta Verheyen, autoras de cintas como "Las amigas de Àgata" o "Julia Ist".

"Nos sentimos parte de este proyecto, coincidimos con nuestros compañeros, profesores y directores en que nos gusta hacer historias sensibles, cotidianas, y con personajes reales que desarrollan un drama más grande; es un grupo, pero cada uno con sus formas", precisa Lallana en una entrevista con Efe, realizada en Madrid junto a su colega Castelo.

Con un guion en el que participaron también otros dos compañeros, Iván Alarcón y Sandra García, las directoras se han compenetrado desde el principio para crear este poema realista del tránsito a la madurez de una adolescente, un asunto mil veces contado en cine y que, sin embargo, aquí se deja ver como por primera vez.

De hecho, los ojos negros del título lo son no solo por el poético nombre del pueblo de Teruel donde todo ocurre sino también por la mirada redonda y absoluta de Paula (Julia Lallana, hermana pequeña de Marta), y sus ojos de niña que ya no es.

"Hemos ido viviendo la película según la estábamos haciendo; empezamos a trabajar y se añadió Nanouk Films (productora detrás de 'Yo la busco', ópera prima de Sara Gutiérrez, también ex alumna de la Pompeu) y de golpe estábamos rodando con 23 personas. Fue poco a poco y eso nos permitió tomar consciencia del proceso", explica Castelo.

"Ojos negros", de poco más de una hora de duración, es su primera inmersión seria en un trabajo cinematográfico (hubo un corto también a medias a mitad de carrera con la misma idea subyacente).

"Siempre estuvo como idea base el momento en el que tienes que empezar a aceptar que, a veces, hay que despedirse y entender que las relaciones con tu familia y tus amigos son temporales, y eso -señala Castelo-, es triste".

A sus 14 años recién cumplidos, Paula pasa el verano en el pueblo de origen de su familia, con una abuela enferma a la que apenas conoce, y con su tía, que mantiene unas relaciones tensas con su madre. Esos días, Paula conoce a Alicia (Alba Alcaine), una chica de su edad, que llega como caída del cielo.

"Es una película muy del momento que estábamos viviendo (las directoras, recién terminada su carrera); no me imagino haciéndola dentro de cinco años", ni con personajes masculinos, apunta Lallana, aunque ambas conceden que quizá sea una cinta "muy femenina", pero más "por el hecho de que nos hemos apropiado con ella de nuestra propia historia", precisa Castelo.

Y es también porque el reparto está formado esencialmente por mujeres.

A destacar el trabajo de la mujer más longeva de Ojos negros, Inés Aparicio, dueña durante años del único cine del pueblo, quien, sin experiencia ninguna como actriz, defiende impecablemente a la abuela enferma, y la curiosa banda sonora que firma Raül Refree, responsable también de la música de "Entre dos aguas", de Isaki Lacuesta.

"En cualquier proceso artístico en el que te vuelcas tanto, como ha sido este, siempre hay un poco de vértigo de cara al siguiente; pero no me quiero preocupar en exceso y cuando sienta que quiero hacer otra peli la haré, y no será por inercia. Siento que 'Ojos negros' es especial porque le hemos puesto el alma", ha resumido Lallana.

Lo más