También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
EN ''LA LINTERNA''

El trasvase Tajo-Segura repartirá la escasez de agua

Jorge Olcina, catedrático de geografía de la Universidad de Alicante, adelanta en ‘La Linterna’ las noticias del medioambiente y del tiempo.

Depuradora de Vigo inaugurada este miércoles por Tejerina | EFE
  • COPE.es

La polémica vuelve a estar sobre la mesa, después de que la Comisión de Explotación del Trasvase Tajo-Segura haya planteado en las últimas horas la transferencia de 60 hectómetros cúbicos de agua en los próximos tres meses: 20 hectómetros cúbicos en el mes de abril y de la misma cantidad de agua cada uno de los dos siguientes meses.

Las últimas lluvias y nieves que han visitado la Península han  reforzado los niveles de agua en los embalses, y concretamente los de Entrepeñas y Buendía, en Guadalajara, que gozan en este momento de un pequeño superávit. Entre ambos suman un volumen de 467 hectómetros cúbicos. Esta cantidad “permite activar la maquinaria posible para la transferencia”.  

Según ha explicado en ‘La Linterna’ el catedrático de geografía de la Universidad de Alicante, Jorge Olcina, “se ha pasado de la fase cuatro, la de no trasvase porque no se llega al mínimo de 400 hectómetros, a la tercera que permite trasvasar 20 hectómetros cúbicos cada mes, que es lo que se ha propuesto”.

Olcina ha señalado en 'La Linterna' que “el volumen de reserva realmente es bajo. Es verdad que en las tierras del sur de Alicante, Murcia y parte de Almería están deseando que se produzca esta transferencia, pero hay que entender también a los de la cabecera del Tajo que ven que los embalses están en situación realmente muy precaria”. Los embalses del Segura están al 25% de su capacidad frente al 60% de los embalses del Tajo.

Un detalle importante, ha indicado Olcina, es el cambio en las condiciones climáticas a lo largo de los últimos años: “Cuando se aprueba el trasvase Tajo-Segura  las condiciones eran muy diferentes a las que hay ahora. Se ha notado un descenso en los volúmenes de precipitación de la cabecera del Tajo (…) desde el 1 de mayo de 2017 el trasvase estaba interrumpido (…) Estamos repartiendo la escasez”. Por ello es el momento ideal, ha recalcado Olcina, para ofrecer soluciones a la situación: “Soluciones y herramientas hay. Hay que apostar por ellas” ha concluido.

Lo más visto

  • El Html Mod no se ha encontrado