También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
SUCESOS ROBOS

Desarticulada en Madrid una banda que desvalijaba viviendas

La Policía Nacional ha desarticulado en Madrid una organización especializada en desvalijar viviendas por el método del "bumping", por el que hacen saltar las cerraduras de las puertas, y ha recuperado más de 2.000 objetos provenientes de los robos en pisos.

  • Agencia EFE

La Policía Nacional ha desarticulado en Madrid una organización especializada en desvalijar viviendas por el método del "bumping", por el que hacen saltar las cerraduras de las puertas, y ha recuperado más de 2.000 objetos provenientes de los robos en pisos.

Según ha informado hoy la Policía Nacional, en la operación han sido detenidos cuatro hombres de origen georgiano presuntamente vinculados a la organización criminal Kutaiskaya, tres de ellos hermanos, y considerados responsables de robar en más de 50 viviendas por todo el territorio nacional, especialmente en Madrid.

La investigación comenzó el pasado mes de enero cuando las autoridades de Georgia comunicaron la llegada a España de una importante célula criminal de origen georgiano especializada en el robo de viviendas.

Esta célula se había asentado en la ciudad de Madrid y, además de la comisión de robos, se encargaba de custodiar un piso de seguridad de la organización criminal Kutaiskaya en España.

El grupo se había desplazado a Madrid desde Alemania hacía unos diez meses. Estaba compuesta por cuatro individuos, tres hermanos y una cuarta persona condenada por tentativa de homicidio en Georgia, que había permanecido 10 años en prisión en aquel país.

Uno de los hermanos actuaba como "ladrón de ley", máxima autoridad en las organizaciones criminales de origen ex soviético, mientras que los otros dos eran especialistas en abrir cerraduras, mientras que el cuarto individuo era el encargado de localizar los pisos, marcarlos y sustraer los efectos una vez forzada la cerradura.

Estas organizaciones mantienen diversas células itinerantes que se desplazan de un país de la Unión Europea a otro cuando son detectadas y disponen de viviendas de seguridad donde suelen custodiar armas y material para cometer los robos por el método del "bumping" (golpe seco con un martillo a una llave que se ha introducido previamente en la cerradura y que hace saltar la misma).

Entre semana, tres de los detenidos se desplazaban a diferentes barrios de la capital donde, tras acceder a los portales de las fincas, colocaban testigos de plástico transparente en el marco de las puertas para comprobar, cuando iban a cometer los robos en los fines de semana, que no había moradores en el interior de la vivienda.

La Policía les detuvo cuando regresaban a su vivienda después de cometer varios robos con fuerza en el barrio madrileño del Pilar con maletas y mochilas que contenían más de 100 objetos robados como relojes, anillos o teléfonos móviles.

En los registros practicados los agentes se incautaron de 10 armas de fuego, 56 cartuchos de distintos calibre, numerosas armas blancas, un silenciador, equipos de transmisiones, numerosas ganzúas, modelos de cerraduras de última generación y otras herramientas para apertura de puertas.

Además, se han intervenido múltiples documentos de identidad falsos con las fotografías de los detenidos, tarjetas de crédito con las identidades ficticias y más de 2.000 objetos sustraídos provenientes de robos en domicilio.

Entre los objetos recuperados hay piezas de joyería, abrigos de piel, instrumentos musicales, bicicletas de competición, relojes, monedas de plata y oro, figuras de cerámica, colecciones de figuras de ornamentación y equipos informáticos, entre otros.

Lo más visto