También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
TOROS | Iván Fandiño pasea una oreja

David Galván reaparece y se estrena con Puerta Grande en San Cristóbal

Corrida de la ganadería colombiana de El Capiro que ha permitido este viernes que tres de sus ejemplares se les hiciera fiesta, en este caso en las manos de los españoles David Galván e Iván Fandiño, el primero de estos saliendo en hombros.
David Galván en su salida a hombros en San Cristóbal...
David Galván en su salida a hombros en San Cristóbal (Venz). FERNANDO ZAMBRANO

San Cristóbal (Venezuela), viernes 24 de enero de 2014. 2ª de Feria. Poco más de dos tercios de aforo cubierto (aproximadamente 14000 personas). Toros de El Capiro, en su conjunto bien presentados, de dispar juego en el engaño, a menos, destacando la nobleza del 3º, el tranco del 5º y el largo viaje por el pitón derecho del 6º, para rejones se lidió un toro sin anunciar tablilla, para el grupo de recortadores. Marcos Peña 'El Pino, silencio y palmas tras aviso. Iván Fandiño, silencio y oreja. David Galván, oreja en ambos.La rotundidad en la muleta de Iván Fandiño, así como las ganas, deseos de agradar y en especial entrada del debutante espada español David Galván, han sido las notas más destacadas del conjunto de la tercera corrida de la FISS, donde los toros colombianos de El Capiro, no del todo han tenido han permitido lucidez tanto para el coleta local, “El Pino”, como de la misma para Fandiño en su primero del lote. Así mismo un grupo de recortadores españoles han hecho su estreno en Venezuela, con poca fortuna ante lo manso y parado que resultó la res dispuesta para tal efecto.Calurosa tarde de toros, al que se esperaba el lleno en los tendidos que no lo fue una vez iniciado festejo. Marco imponente para ver nuevamente al vasco diestro Iván Fandiño, quien venía con la “mosca en oreja” tras la poca fortuna la tarde anterior. En esta oportunidad la suerte no le acompañaría en su primera intervención (segundo de lidia), ante un parado y descastado ejemplar que busco cobijo de su querencia para limitar de florituras al mencionado coleta, quien dejaría esbozos por la diestra y la zurda de su poderosa técnica, robando pases aguantando en las cercanías y templando a media altura para no aburrir al astado en su acometida. Los dos viajes con el acero, antes del uso del verduguillo, dejo en silencio su labor.Se relajó y dispuso a torear a gusto con su segundo (quinto), burel más generoso en el viaje de su embestida, tanto en el sabroso saludo por verónicas, como lo meticulosa lidia del peonaje, en especial el medido y buen puyazo de su piquero de confianza, al igual del soberbio par que dejo en lo alto Antequera. De hinojos en los bajos de sombra aperturó por alto faena para luego recrearse en series templadas y largas por el pitón derecho que sirvieron de prólogo a los naturales sabrosos y sentidos con las que se explayó el torero de Orduña. Vaya que buen toreo, lo mejor hasta el momento de lo que llevamos de feria. Las ceñidas bernardinas colocaron la guinda a una faena con olor a triunfo, hasta con la espada al primer intento saliera de la suerte rebotado del derrote que en el embroque hizo el toro, lo que amerito las asistencias del peonaje para auxiliarle, sin nada que lamentar, para luego, dejar medio espadazo en buen sitio, suficiente para mandar a las mulillas la res, y con ello cortar una de las orejas de más peso que se hayan concedido hasta los momentos en la feria.La otra sorpresa de la tarde lo vino ser el debut en América y la reaparición de su aparatosa cornada en el brazo izquierdo en la Jaén en octubre pasado, del joven espada ibérico David Galván, torero quien ha cincelado dos actuaciones de mérito la tarde de ayer, sobre todo por la frescura de su toreo, en series por ambas manos de largo y limpio trazo, como lo dejó manifiesto ante el tercero del festejo, abusando incluso de las cercanías de pitones, que le costó una voltereta sin que lamentar, solo el susto. El pinchazo previo a medio espadazo tendido, valió para la petición de la oreja que estrenaba la tarde.El otro auricular en su balance, la del pasaporte para la Puerta Grande, la cortó del que cerró plaza, en trasteo más relajado, con mayores pausas, con momentos que recordaron el pozo y maneras de El Juli en sus comienzos. El público ha quedado prendido de sus formas y naturalidad, lo que nuevamente tras irse con el acero con media traserita, fuera suficiente para la concesión de la segunda oreja en su haber.Una pena que el lote poco propicio del envío de Dayro Chica cayera en las manos del famélico diestro tachirense “El Pino”, quien no vio toro con el que abrió plaza, estando comprometido a las complicaciones y mansedumbre que poco a poco iba desarrollando el ejemplar, a tal punto de dilatar más de la cuenta su labor.Su segundo acto no paso de voluntarioso por momentos, ante otro toro que no le perdonó error alguno al ya veterano torero sancristobalence, a tal punto de salir prendido mientras le toreaba por naturales, recibiendo cornada en el glúteo que no le impidió continuar la lidia y rematar lo que ha sido una actuación de empeño y poco más. Frente a este se le aplaudió al final de labor, no sin antes haber recibido un recado del palco presidencial.En epilogo de la tarde, anunciaron la actuación de trio de jóvenes recortadores españoles, quien han quedado inédito en su igualmente estrenos por estas tierras, frente a la mansedumbre y marcada querencia del cornalón ejemplar, que para tales circunstancias hasta se les olvido o no se les pasó por cabeza el anunciarlo en la tablilla. Fueron ovacionados, quedando el interés por verle con mejor genero bovino.

Lo más visto