También en directo
Ahora en vídeo
En Fin de Semana

Aparece tras darle por muerto hace 4 años

Fernando Cuevas salió de su casa en Uruguay en 2011 para iniciar un viaje y acabó en un hospital argentino tras recibir una terrible paliza que lo dejó sin memoria. Semanas después, sus familiares no supieron nada de él y lo dieron por muerto, hasta ahora.
Fernando Cuevas en el hospital

De 

Hace tres años, a los médicos y enfermeras de este hospital se les ocurrió crear un perfil de Facebook. Para el personal del hospital Fernando era Wilson Pérez, porque el único dato que tenían era un papel que encontraron entre sus ropas con este nombre. Como consecuencia de los golpes que recibió en una paliza, Fernando perdió el habla, parte de su movilidad y su memoria, ahora sólo es capaz de repetir lo que se le dice. Hace unas semanas un familiar le reconoció en las fotos, y hace sólo unos dias sus padres han podido reencontrarse con su hijo, tras años de ausencia e incertidumbre. Cuando los familiares comenzaron a llamarle por el apodo familiar de “Nando”  se emocionó y empezó a llorar. Ahora  viajará con sus padres a Uru­guay, donde continuaría la rehabilitación. El reencuentro lo vivió en primera persona la doctora Norma Pérez, directora del Hospital José Ramón Vidal de Corrientes (Argentina). El personal médico de este hospital se ha encariñado tanto con Fernando que ahora le van a echar de menos, nos confiesa Norma. Según la Directora del hospital, Fernando tiene un daño neuronal muy im­portante por lo que es muy difícil que se recupere, aunque con rehabilita­ción puede lograr avances. No puede caminar y ne­cesita ayuda para moverse. Se comunica con escasas palabras, como “sí” y “no” y con sonidos guturales, pero puede llamar a Lorena, la enfermera que lo atiende desde el año pasado. Ella le enseñó la prime­ra estrofa de la canción infantil “Manuelita”, de María Elena Walsh, y aunque con dificultad, “Wilson” la acompaña cada vez que la interpreta.

Lo más visto