SANTORAL 12 SEPT

El dulce nombre de María: Madre, Reina y Señora

El nombre de María está relacionado con las palabras "mar" y "mirra". La Madre de Dios y Madre nuestra ha acompañado a los hombres en sus momentos más difíciles. También, ha obrado milagros y ganado batallas. 

El dulce nombre de María: Madre, Reina y Señora

 

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 10:44

Hoy la Iglesia celebra el Dulce Nombre de María cuatro días después de la Natividad de Nuestra Señora. Los datos nos vienen dados por la Tradición en la Sagrada Escritura. Ya en el Evangelio según San Lucas, en el Pasaje de la Anunciación, el evangelista adorna el Nombre de la Madre del Salvador, recordando que era una doncella desposada con un hombre llamado José de la estirpe de David y que se llamaba María.

El origen etimológico es de mar. Lo indican sus tres primeras letras. Otro significado que se busca en su Nombre es mirra. Esta especia aromática procede de las zonas africanas y era amarga, lo que significa que nuestra Madre se une a la Salvación. Su acompañamiento en los momentos más tristes de la vida del hombre no tiene precio. En la Sagrada Escritura se alude a Ella, pero no sólo en el Nuevo Testamento.

En la Antigua Alianza queda prefigurada como la Mujer que hiere a la serpiente cuando da a luz al Salvador. Y Judit que elimina al malvado Holofernes que aterrorizaba a Israel, es prototipo de María. Judit es el orgullo de nuestra raza, en alusión al pueblo de Israel y María en alusión a la Iglesia engendrada por Cristo, fruto bendito de su vientre. El Ángel le saluda como llena de Gracia. 

Si miramos la historia esta celebración comenzó en Cuenca. El año fue 1513. No fue por casualidad. El Papa Inocencio XI mostró su agradecimiento a la Virgen por dos sucesos. El primero fue el levantamiento del sitio a Viena y también la victoria del rey de Polonia en su batalla contra los turcos. Por esas dos proezas, el Santo Padre la sacó de fiesta local y tuvo la genialidad de convertirla en Fiesta para la Iglesia Universal.

Lo más