La reflexión sobre el miedo que genera el coronavirus que remueve conciencias: “Vivir así es horrible”

El Ministerio de Sanidad ha confirmado el contagio de un total de 1.622 personas por coronavirus, mientras que el número de fallecidos asciende a 35

Tiempo de lectura: 3’

La crisis del coronavirus se extiende en España como la polvora. El Ministerio de Sanidad ha confirmado este martes el contagio de un total de 1.622 personas, mientras que el número de fallecidos asciende ya a 35. El miedo se ha apoderado de buena parte de la ciudadanía. Por ello, en estos momentos los representantes políticos demandan mantener la calma. La Iglesia está contribuyendo en este mensaje de tranquilidad, pero también en el de mantener la fe para mitigar el miedo. 

El sacerdote que llama a la oración contra el miedo al coronavirus 

Con este objetivo el sacerdote Patxi Bronchalo, destinado en la parroquia de la Asunción de Nuestra Señora de Valdemoro, ha publicado un vídeo en el que llama a los cristianos a rezar por los fallecidos, los afectados y sus familias, además de por el personal médico, que estas semanas están realizando una labor extraordinaria. No hay que olvidar que en este municipio del sur de Madrid se registraron los primeros focos de contagio. 


No solo a través de este vídeo, en las últimas horas el sacerdote también apeló a la fe y a la oración a través de Twitter: "Algunos usuarios comentaban que era una tontería rezar, que esto ya no servía de nada. Detrás de estas críticas estoy seguro que existe una idea de Dios que no se corresponde. Porque Dios no es un trébol de cuatro hojas o el Genio de la Lámpara de Aladdín, al que brotas y le pides tres deseos. Tener fe no es que Dios haga lo que tu quieras en cada momento. La fe es mantener una relación con Dios, establecer un diálogo con él, porque Dios está contigo hasta el fin del mundo", sostiene el padre Patxi Bronchalo mediante el vídeo. 

Una idea concebida Dios errónea

A continuación, ha revelado que "tenemos una idea en la cabeza en la que nos imaginamos cómo es Dios. Es una revelación, no una proyección. Para ello hay una historia de Salvación que comienza en Israel. Para conocer a Dios está el Evangelio. La imagen más representada entre los cristianos es la Cruz, a la que rezamos porque es un Dios crucificado, que sufre y muere. No le va todo bien, no es un Dios rico que está en el trono. Tendemos a pensar que los que triunfan en la sociedad son los que no sufren, los que tienen más dinero. Pero para Dios, los favoritos son los débiles, los que sufren. Dios quiso morir en la Cruz por ti y por mí, para abrirnos las puertas del Cielo", remarca el sacerdote. 


 


El padre Patxi ha recordado algunas figuras de relevancia en el mundo cristiano como San Juan de Dios, que se juntaba en la calle con los leprosos y los pobres, así como San Francisca Romana, siempre atenta a los contagiados: "La caridad cambia y mueve el mundo. Con ello, no digo que no haya que tener precaución y tomar medidas. En mi parroquia, sin ir más lejos, hemos suspendido la catequesis con los niños".


Alerta contra el coronavirus manteniendo la fe 

Así las cosas, el sacerdorte de Valdemoro subraya que tenemos que estar alerta, pero sin apartar a Dios y a la fe: "Hay que buscar a Dios porque está oculto en la Cruz. Antes, cuando había una epidemia, la gente acudía a las iglesias y ahora, quizás por pensar que la fe no sirve, manifiestan una crisis de fe, lo que hace más daño que el coronavirus". 

A juicio del padre Patxi, "la crisis de la fe hace que no demos sentido al sufrimiento y que tengamos miedo a la muerte. La crisis de fe te da ese miedo y no puedas darle un sentido al sufrimiento. Y vivir con miedo es horrible. En los países del Tercer Mundo, están acostumbrados a vivir con la desgracia y el dolor entre los jóvenes y los adultos, mientras en los países más ricos vemos cómo una enfermedad puede matarnos y se despierta ese miedo, quedando patente la crisis de la fe", reflexiona. 

Religión