La razón para marcar la X en favor de la Iglesia: "Estamos con los que más lo necesitan"

El vicesecretario para Asuntos Económicos de la CEE, Giménez Barriocanal, y la directora de la Oficina de Transparencia, han presentado la 'Memoria de Actividades de la Iglesia'

Vídeo

José Melero Campos
@ImparablesCope

Redactor y presentador del programa "Imparables Cope".

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 22:34

Este viernes ha tenido lugar el acto de “Presentación de la Memoria de Actividades de la Iglesia” con el que la Conferencia Episcopal Española ha querido, un año más, dar un paso al frente en su política de transparencia para compartir en qué ha invertido sus recursos durante el año 2018.

Han sido el vicesecretario para Asuntos Económicos de la CEE, Fernando Giménez Barriocanal, y la directora de la Oficina de Transparencia del organismo episcopal, Esther Martín, quienes han presentado las cifras de la Iglesia en aquel año fiscal.

Giménez Barriocanal ha recordado que fueron algo más de 285 millones de euros el dinero que los contribuyentes asignaron a la Iglesia Católica en el IRPF de 2018. Una cifra que supone 17 millones de euros más respecto al ejercicio 2017. Así las cosas, 8,5 millones de personas marcaron la X de la Iglesia, lo que implica 26 mil nuevos declarantes respecto al año anterior.

Un incremento que el vicesecretario para Asuntos Económicos de la CEE ha agradecido: “Agradecemos a los contribuyentes este gesto en favor de la Iglesia. De manera efectiva, y una vez hecha la liquidación en 2020, la Iglesia recibió en el año 2018 más de 256 millones de euros”, ha manifestado Barriocanal.

[CONSULTA AL COMPLETO LA MEMORIA ANUAL DE ACTIVIDADES DE LA IGLESIA]

Por su parte la directora de la Oficina de Transparencia, Esther Martín, ha recordado que toda la información que aparece en la memoria pasa por la revisión que se encarga a una auditoría de prestigio internacional, Price Waterhouse Coopers, que cada año certifica que la información es fiable y responde a la realidad: Es una una memoria elaborada de forma adecuada, siguiendo los estándares de calidad. Es un encargo que se hace desde hace ocho años por parte de la CEE”.

¿Dónde destinó la Iglesia los 256 millones de euros?

Fundamentalmente, a las diócesis, al pago de la Seguridad Social de los sacerdotes o la aportación extraordinaria a Cáritas, dada la importante labor asistencial que realiza entre quienes lo necesitan.

Giménez Barriocanal ha remarcado que, una vez conocido el dinero que se destinan a las parroquias (unos 200 millones de euros), se detallan los recursos con los que se financian las diócesis, que principalmente procede de la aportación de los fieles o canales como el portal 'Dono a mi Iglesia', el cestillo o la asignación tributaria: “Un dinero que la Iglesia distribuye para poner a disposición de la sociedad lo que tiene, como sus 23.000 templos. Cada euro aparece reflejado en la memoria”, asegura.

Y es que hablar de la Iglesia implica hacer referencia a las diócesis, las parroquias, las 4.000 casas de las congregaciones, 750 monasterios de clausura o a las más de 6.000 asociaciones, hermandades y cofradías. Pero sobre todo, implica hablar de personas, de los más de 17.000 sacerdotes, religiosos, 100.000 catequistas u 8.000 voluntarios, además de las ocho millones de personas que acuden a misa de manera regular.

“La Iglesia transmite valores y fe a través de las catequesis, en la clase de Religión que 3,3 millones de alumnos eligen cada año. Transmite su forma de concebir una sociedad más justa, solidaria y democrática a través de los más de 2.500 centros católicos, donde estudian 1,5 millones de alumnos, dando empleo a más de 130 mil personas. Todo ello supone un importante ahorro gracias a la eficiencia de estos centros y al esfuerzo de los padres por que funcionen”, subraya el vicesecretario para Asuntos Económicos de la CEE.

La actividad de la Iglesia, dirigido a los que más lo necesitan

La actividad de la Iglesia es inmensa. Anuncia la fe. Prueba de ello es que 600.000 personas recibieron por primera vez en 2018 algunos de los sacramentos (bautizos, bodas, comuniones, unciones) o las más de 8,5 millones que acuden a misa, tal y como apunta Esther Martín.

La directora de la Oficina de Transparencia ha hecho también referencia a la labor pastoral: “Más de 45 millones de horas se dedican únicamente a esta labor, que es muy importante en determinados lugares como la España rural, donde la presencia de la Iglesia con estos sacerdotes es fundamental. Más de la mitad de las parroquias de nuestro país se encuentran en municipios rurales de menos de 2.000 habitantes”, detalla Martín.

Una labor que no queda únicamente en España, ya que un total de 11.000 misioneros religiosos, laicos o familias enteras se encargan de llevar la Iglesia fuera de nuestras fronteras. Pero, ante todo, la Iglesia está con los que más lo necesitan: “Ancianos, mayores, enfermos, presos, olvidados víctimas de las adicciones, mujeres en situación difícil... Son más de cuatro millones de personas las que se han acercado a alguno de los 9.000 centros que la Iglesia tiene para acogerlas, acompañarlas y prestarles ayuda. Son el rostro más visible de la Iglesia. Lo importante para la Iglesia son las personas”.

Toda una labor que además puede conocerse a través de la memoria y mediante la página web 'Iglesia Solidaria'.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

Lo más

En directo

Directo Herrera en COPE

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar