Boletín

Antonio Herráiz: "Los agresores de David Carragal tienen que ser castigados con contundencia"

El presentador de 'Mediodía COPE' analiza en su monólogo la brutal paliza recibida por un profesor que le ha llevado hasta la muerte

Antonio Herráiz

Antonio Herráiz

Mediodía COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 15:30

Audio

 

Estamos pendientes de la investigación policial abierta en Oviedo tras la brutal paliza que ha acabado con la vida de un joven de 33 años. Se llamaba David Carragal, de Cudillero, en Asturias, y era profesor. De hecho, este sábado iba a presentarse a las oposiciones al cuerpo de maestro que ha convocado el Gobierno del Principado.

Hace justo una semana, acudió a las fiestas del barrio ovetense de La Florida. Actuaba Panorama, una de las orquestas gallegas que más gente reúne en las fiestas de toda España. Sobre las cinco de la madrugada volvía para casa con dos amigos. Los dos acompañantes iban un poco más adelantados cuando tres jóvenes se acercaron a David, que se había quedado rezagado. Le pidieron tabaco y no se lo dio. Sencillamente, porque no fumaba. En ese momento, los tres jóvenes empezaron a golpearle. Le tiraron al suelo y ahí siguieron pateándole. Cuando estaba malherido en el suelo, los agresores se dieron a la fuga.

Esta madrugada, una semana después de la agresión, David, profesor de 33 años ha fallecido en el hospital. La policía ha detenido a tres jóvenes, de entre 18 y 23 años. Son españoles y en las próximas horas pasarán a disposición judicial. Nada, absolutamente, nada justifica una agresión de este tipo. Mucho menos, sin motivo aparente. Pero no es la primera vez que ocurre. En abril, un menor de 17 años, falleció tras ser apaleado al salir de una discoteca en San Sebastián. Los agresores la emprendieron con él también cuando no les dio tabaco.

Ya decimos que la violencia nunca está justificada. Así que estos hechos deben ser castigados con contundencia, para que a ningún joven se le pase ni siquiera por la cabeza la intención de salir a buscar pelea como una diversión. Hasta tal extremo de matar a alguien.

Vamos a estar también en Asturias para conocer la última hora de la investigación y vamos a estar también en la cárcel de Brieva, en Ávila. Allí, se cumple un año del ingreso de Iñaki Urdangarín que cumple condena por el caso Nóos. El ex duque de Palma sigue sometido como uno más a los rigores de la justicia, lo que mantiene en silencio a todos los que durante meses, al hilo de este caso, no se cansaron de repetir que la Justicia no es igual para todos. Y como un preso más, Urdangarín podrá aspirar a su primer permiso penitenciario. Será en Navidad, cuando haya cumplido un cuarto de la pena de cinco años y diez meses impuesta por el Tribunal Supremo.

Lo más