Programa - La Noche

La Noche

Con Adolfo Arjona

Lunes a viernes de 01:30h a 04h

    • item no encontrado
    • item no encontrado
    • item no encontrado
    • item no encontrado

¿Debo recompensar a mi hijo por sus buenas notas?

Los expertos recomiendan que no hay que premiar a nuestro hijo o nuestra hija aunque haya sacado buenas notas

 

COPE.ES

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:21

Muchos padres se plantean este dilema cuando acaba el curso escolar: ¿debo recompensar a mi hijo con un buen regalo si ha sacado buenas notas? Existen dos posturas. Por un lado, están los padres que consideran que no hay que hacer regalo alguno, ya que sacar buenas notas forma parte de las obligaciones del menor. Sin embargo, en el otro lado se encuentran los padres menos estrictos. Los que consideran que sí está bien que el niño se vea recompensado con algo más que una sonrisa o un abraz

Pero los expertos lo tienen claro. Y recomiendan que no hay que hacer regalo alguno en el caso de que nuestro hijo o nuestra hija haya sacado buenas notas. Solo de esa manera comprenderán que es parte de su responsabilidad. "Si el proceso ha ido bien, las notas han ido bien. Nosotros tenemos que reconocer y valorar el trabajo que han hecho en positivo. Pero no por cosas materiales. Se puede salir a cenar a un sitio que le gusta, ir al parque de atracciones... pero no con cosas materiales", dice Ana Guerrero, psicóloga y coordinadora del departamento de Orientación del grupo Brains International Schools.

Aun así, hay muchos padres que se preguntan: ¿por qué no puedo yo premiar a mi hijo con un regalo material, si sus notas han sido realmente buenas? "Estamos desvirtuando el objetivo del aprendizaje, que es el conocimiento. No obtener una bici o un videojuego. Los valores que debemos inculcar son los de apreciar su responsabilidad y autonomía", señala la experta. 

ras un duro año de trabajo en clase son muchos los padres que se enfrentan a esta pregunta. Pero la realidad es que hacer un regalo material puede perjudicar más que beneficiar. "Puede generar frustración. Si siempre busco que me den un premio y no lo tengo, provoca eso. Muchas veces los niños no saben por qué tienen que aprender, y eso se educa poco a poco", comenta Ana. 

 ¿Y sin en lugar de sacar buenas notas, tu hijo llega a casa con varios suspensos? ¿Debemos entonces castigarlo?. Ana Guerrero lo tiene claro: "Hay que ver por qué ha pasado eso. Y debemos ayudarle a que se implique en ese proceso de entendimiento. Pero no castigarlo", finaliza. 

Hay muchas maneras de valorar el esfuerzo académico de un hijo, por ejemplo, pasando tiempo juntos en vacaciones. De lo contrario, solo estaremos fomentando una visión materialista del mundo, desvirtuando el proceso de aprendizaje y poniendo en peligro la transmisión del valor de la responsabilidad.

Lo más