Boletín

Ángel Correas: “Con el Brexit se podría decir 'ellos se lo han buscado, pero nos afecta a todos”

El posible frenazo de la economía británica, la caída de la libra y la imposición de aranceles, principales amenazas del Brexit

Ángel Correas

Ángel Correas

Presentador de 'La Mañana Fin de Semana' y 'Mediodía COPE Fin de Semana'

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 13:40

Audio

 

“En este domingo hay una palabra común en todas las portadas nacionales: Brexit.

Dicho así, esto del Brexit nos queda como muy lejano, un problema de los británicos, un caos del que no saben como salir, un barullo que comenzó con un referendum innecesario, una resultado inesperado y toda una serie de despropósitos políticos que han acabado con el excéntrico Boris Johnson como primer ministro. A poco que uno siga las noticias, el impulso es decir aquello de “ellos se lo han buscado”,

Sí, ellos se lo han buscado, pero las consecuencias, por lejano que parezca, las vamos a asumir todos los que participamos de la Unión Europea.

Ahora mismo, los países de la Unión, como España, asisten al espectáculo que está dando la política británica como meros espectadores. Esto puede parecer una ventaja, ver lo toros desde la barrera, pero tiene un componente inquietante. Que la política de la Unión está a merced de la inestabilidad política en el Reino Unido. No es, ni será lo mismo, un acuerdo para el Brexit que un Brexit a las bravas.

Desde este punto de vista, a la Unión Europea ahora mismo le queda mantenerse a la espera de acontecimientos y con una clave. Unidad de acción. Cuando se aclaren en Londres, para bien o para mal, el resto de Europa debería de tener las cosas claras.

Por lo pronto, los gobiernos europeos están preparando todo tipo de medidas de contingencia pero es difícil hacer planes cuando puede pasar cualquier cosa.

En España están en ello, a pesar del Gobierno en funciones, aunque sería mejor que las decisiones las tomará un Gobierno estable, que pudiera contar con el apoyo del resto de partidos en una verdadera política de Estado. Porque los efectos del Brexit no van mucho más allá de la política; algunos datos a tener en cuenta:

--- En España residen unos 300.000 británicos y unos 150 mil españoles viven y/o trabajan en el Reino Unido.

--- El turismo es uno de los ejes de la economía española. Para hacernos una idea el Reino Unido es el principal mercado emisor de turistas. 18 millones de británicos viajaron a España en 2018. Haciendo números, unos 12.000 millones de euros.

--- Luego está el clásico. Gibraltar. Al rededor de 9000 personas cruzan a diario la verja para trabajar en el Peñón y la economía de la zona depende en buena medida de esa frontera.

--- Atención a este dato. Somos un país productor de vehículos, de coches y miles de empleos en España dependen de este sector. Pues bien, el Reino Unido es uno de nuestros principales clientes. El valor de exportación de coches españoles a Gran Bretaña roza los 5000 millones de euros anuales (unos 300 Mil coches) y 1.300 millones de euros en maquinaria agrícola producida en España.

--- Otro sector importante que se verá afectado por el Brexit. la agricultura. Más de 1000 millones de euros se exportaron en frutas y verduras y otros 1000 más en hortalizas y legumbres.

Son solo algunos ejemplos porque también está el sector cárnico, el de la cerámica, el financiero... Todo este negocio, empresas, puestos de trabajo en fabricas, en el campo etcetera. Todo esto se verá afectado por una probable subida de precios, aranceles y más tiempo perdido en las aduanas.

Así que mucho mejor si hay un acuerdo que si se marchan por las bravas, porque todos nos jugamos algo aunque parezca que ellos se lo han buscado y sea verdad.

Con estos datos, la situación en el Reino Unido es que tienen un Primer ministro, Boris Johnson, empeñado en salir por las bravas el 31 de octubre. Esto no sería bueno para nadie y por eso una fuerte oposición ha conseguido sacar adelante una ley para obligarle a pedir una prorroga y seguir negociando un acuerdo. Jonhson, no quiere acatar esa ley con lo cual, la única salida sería forzar elecciones y en eso están ahora mismo.

De Boris Johnson se pueden decir muchas cosas. Es excéntrico pero no es tonto. Ha aprovechado el Brexit para llegar al poder y tiene una ventaja. No hará el ridículo que han hecho sus predecesores, va a por el Brexit y si no que le quiten, que le echen, pero él no va a dimitir. Todo aquí parece hacerse por sus... bemoles. Lo malo es que las decisiones que se tomen tendrán consecuencias para todos”.

Lo más