También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

Rajoy, desde Argentina: cuidado con los populismos, que "prometen cínicamente lo imposible”

Rajoy, desde Argentina: cuidado con los populismos, que prometen cínicamente...
  • Agencias

Tags

El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, apeló este miércoles a la colaboración de los gobiernos democráticos para ofrecer respuestas conjuntas a los problemas reales de los ciudadanos y hacer frente así a la proliferación de movimientos nacionalistas y populistas.

Rajoy lanzó este mensaje al trabajo conjunto de las democracias de todo el mundo en la conferencia que ofreció en Buenos Aires sobre la política exterior española y que fue el acto principal de la última jornada de su visita oficial a Argentina.

Un acto organizado por la Fundación Libertad y el Consejo Argentino para las Relaciones Internacionales (CARI) al que asistió también el presidente del país, Mauricio Macri, quien este martes intervino junto al jefe del Ejecutivo español en un foro empresarial y le recibió en la Casa Rosada.

Rajoy destacó en su conferencia los efectos positivos de la globalización, aunque reconoció que no siempre se distribuyen de forma equilibrada entre las personas y las regiones del mundo.

Por ello destacó la necesidad de que los gobiernos que defienden que globalización y desarrollo sostenido no son contradictorios, sino complementarios, trabajen conjuntamente y ofrezcan respuestas convincentes a quienes sientan que su bienestar o identidad están amenazados en un mundo cada vez más interconectado y competitivo.

En caso contrario advirtió de que el orden global democrático de libertades corre serios riesgos ante la proliferación de movimientos populistas y nacionalistas.

Unos movimientos que alertó de que "prometen cínicamente lo imposible" y se aprovechan del desasosiego que genera cualquier tipo de cambio.

Para él, la respuesta correcta es intensificar la cooperación internacional para regular esa globalización promoviendo un orden mundial equitativo basado en instituciones multilaterales y en reglas comunes que permitan a los países encontrar soluciones colectivas a problemas que hoy no conocen fronteras.

En definitiva, subrayó que atender los problemas de los ciudadanos es la mejor receta frente a quienes "parecen empeñados en anteponer mitos nacionalistas e ideas populistas trasnochadas y viejas a las necesidades reales de la gente".

En este contexto de crecientes movimientos populistas y proteccionistas, Rajoy considera que la tradicional relación de España con Latinoamérica adquiere una dimensión e importancia renovada.

Por su trayectoria histórica cree que América Latina se ha vacunado en gran medida de muchos de estos males y ha aprendido de las lecciones del pasado desterrando "tentaciones golpistas" y ganándose una merecida mejora de su reputación y credibilidad en la comunidad internacional y en los mercados.

Rajoy dijo que, más que nunca, América Latina, con Argentina a la vanguardia, es "un empeño irrenunciable para España", que aseguró que mantiene un diálogo franco y abierto con los países de la región.

Aprovechó para asegurar que España ha vuelto a ocupar el lugar que le corresponde en el mundo y a ser vista como un actor internacional relevante y confiable, y para recordar el crecimiento económico del país en los últimos años.

Algo que cree que ha sido posible gracias, además de a las reformas, a una política de consolidación fiscal y el saneamiento del sector financiero.

Unas recetas que dijo que guardan un claro paralelismo con las que Macri ha puesto en marcha en Argentina.

El jefe del Gobierno español volvió a elogiar al presidente argentino por su capacidad y determinación para adoptar las medidas necesarias con el fin de normalizar y abrir la economía, reorganizar el gasto público para hacerlo más eficiente, y alentar el desarrollo de talentos.

Para Rajoy, Argentina y España están en la actualidad en una inmejorable condición para proyectarse conjuntamente en la esfera internacional.

"Juntos, trabajando para tejer consensos con otros países que comparten nuestros valores, podemos aportar mucho a la gobernanza global. Y no sólo en los ámbitos estrictamente latinoamericano y europeo, sino también en los principales asuntos transversales de la agenda global, que van del cambio climático al comercio internacional o a la aplicación de la Agenda 2030", indicó.

De la misma forma, volvió a mostrar el total apoyo de España a que pronto sea posible un acuerdo entre la Unión Europea (UE) y Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay), y mostró su preocupación por "el grave deterioro" de la situación política, económica y humanitaria en Venezuela.

Al Gobierno venezolano reiteró su petición de que convoque elecciones creíbles, transparentes y legítimas.

Rajoy, quien antes de la conferencia recibió el título de huésped ilustre de Buenos Aires, se trasladó después al Parque de la Memoria que rinde homenaje a los desaparecidos y asesinados por el terrorismo de estado en Argentina y realizó una ofrenda lanzando unas flores al Río de la Plata.

El último acto de su viaje a Argentina fue una visita al Congreso de la Nación, donde se reunió, entre otros, con el presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, y con la vicepresidenta de la Nación y presidenta del Senado, Gabriela Michetti. 

Lo más visto

  • Letf1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado