COPE

Detenido por hacer uso de las redes sociales para alentar acciones violentas contra Guardia Civil y Policía

El sospechoso es vecino del municipio de Chantada

Detenido por hacer uso de las redes sociales para alentar acciones violentas contra Guardia Civil y Policía
Ramudo

Lugo

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 12:39

La Guardia Civil ha detenido a un vecino de Chantada como supuesto autor de un delito de odio, por hacer uso de sus distintos perfiles en las redes sociales para “incitar a que se cometiesen acciones violentas contra las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado”, además de “injuriar al resto de las instituciones”.

Según ha informado la propia Guardia Civil, el contenido de las citadas publicaciones está “tipificado” como delitos de “injurias y amenazas graves a las fuerzas y cuerpos de seguridad, de provocación al odio, la violencia o la discriminación”.

El detenido usó sus perfiles en redes sociales para dirigirse a funcionarios de la Administración de Justicia con calificativos como “sicarios del estado”, “asquerosa fiscalía”, “fascistas”, “terroristas”, “mongolos” o “asesinos”, además de acompañar esos comentarios con imágenes de magistrados y fiscales de distintas salas de lo Penal del Tribunal Supremo.

En las redes sociales también dijo que “es capaz de matar no tan solo a un guardia civil, sino al total de aquellos que albergan cien cuarteles”, además de afirmar que “el asesinato no tiene por qué ser a un funcionario de la Guardia Civil, sino que podría ser a aquellos funcionarios que forman parte del Cuerpo Nacional de Policía”.

En otra de sus publicaciones afirmaba que “los coches deberían funcionar con sangre de policías siendo” la “única forma de utilidad de tanto criminal sicario”.

En la misma línea, afirmó que “le gustaría que cuando fuese a morir le avisasen una semana antes y le regalasen un arma y munición como para cuatro o cinco mil policías”.

Asimismo, el supuesto autor de esas publicaciones también revela en las mismas “su rechazo directo y extremo hacía la religión judía”, explica la Guardia Civil, y además de desearle la “muerte” a todos aquellos que la practican, les llama “descerebrados”.

A pesar de que la propia administración de las redes sociales le restringió el acceso a las mismas en varias ocasiones, siguió con esos comentarios e hizo caso omiso a los comentarios de terceras personas que en “innumerables ocasiones” lo advertían de la “gravedad de sus actos”.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo