Boletín

Profesores del colegio de Casás dicen que es “un despropósito” iniciar el curso con obras

Aseguran que la Consellería quiere meter a los niños "en aulas vacías", como si fuese en "una granja"

Profesores del colegio de Casás dicen que es “un despropósito” iniciar el curso con obras

Ramudo

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 11:49

Profesores del CEIP de Casás, en la ciudad de Lugo, cuyas obras de rehabilitación integral fueron visitadas esta mañana por la Conselleira de Educación, Carmen Pomar, protestaron hoy después de una improvisada reunión del claustro porque consideran que es “un despropósito” iniciar las clases en las actuales condiciones del centro, dado que los trabajos aún no han finalizado.

A las puertas del colegio, profesores del claustro se quejaron a los medios de comunicación de la forma en la que comenzarán el curso tanto los docentes como los niños que cursan sus estudios en este colegio.

Una representante de claustro aclaró que, en este momento, “hay solamente un baño para compartir alumnos, alumnas y profesores”, no está “habilitada la entrada principal” y las “aulas no tienen mobiliario”.

Los profesores precisaron que ni siquiera tienen “acceso al material”, que todavía está “en un almacén”, pero “pretenden que mañana metamos a los niños sí o sí”.

“Como vamos a iniciar el curso así, es imposible”, dijo otra profesora, quien también recordó que en el centro hay varios niños autistas y “el aula TEA todavía no está preparada”.

“Ayer todavía estaban pintando, está todo lleno de polvo. Hay zonas a las que no podemos acceder, y nos parece que así no se pueden empezar las clases, por la seguridad del alumnado y por nuestra propia seguridad”, insistió, porque “al final si pasa algo, que es muy probable, porque son 500 alumnos entrando por un espacio de tres metros”, de “quién será la responsabilidad”.

Parece que se trata de “meter a los niños en aulas vacías como si los metiesen en una granja, para decir que comenzó el curso muy bien, sin ninguna alteración. Y no es así”, lamentó.

“No nos parece responsable meter a semejante cantidad de niños en un centro en estas condiciones. Quién se hace responsable si algún alumno, porque los tenemos muy conflictivos, se escapa y se va a algún andamio, o a donde no debe ir, y pasa algo”, añadió.

“Se trata de que mañana empiecen en cualquier condición. Les da igual si damos clase o no la damos. Solo quieren que los guardemos. Todo el claustro considera indignante que comiencen las clases en estas condiciones”, concluyó.

Lo más