COPE

La erupción de Cumbre Vieja ha arrasado 525 hectáreas y ya es más destructiva que la de 1949

La erupción volcánica más importante que había sufrido la isla de La Palma antes de Cumbre Vieja tuvo lugar en 1949 y arrasó 450 hectáreas

Vídeo

Madrid

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 01:53

La erupción del volcán Cumbre Vieja continua su erupción en la isla de La Palma y ya es la erupción más importante que ha sufrido la isla en el último siglo, superando la superficie arrasada en el verano de 1949. En aquel año, el volcán Nambroque estuvo en erupción 42 días y arrasó 450 hectáreas.

El pasado 19 de septiembre, el volcán Cumbre Vieja entraba en erupción, tras varios días de notables seísmos en la isla. Cuando se cumplen 22 días desde que el volcán comenzara a expulsar lava, ha arrasado más de 525 hectáreas y casi 1.200 construcciones. La nueva colada que avanza por la cara norte del volcán, ha arrastrado en las últimas horas rocas de dimensiones similares a una casa de más de tres pisos. Además, en la jornada de este domingo la isla ha registrado más de 120 terremotos, el mayor de ellos de 4,3 grados en torno a las 21:40 de la noche.

La anchura máxima de la colada alcanza los 1.520 metros y en la pasada jornada arrasó los edificios que quedaban en pie en el municipio de Todoque. La actividad en el aeropuerto fue restablecida el pasado sábado, tras horas de inactividad debido a la ceniza. Para este lunes se espera que el viento desplace la nube de cenizas hacia el este, lo que podría volver a dificultar la operatividad del aeropuerto de la isla.

El 24 de junio del año 1949 entraba en erupción el volcán Nambroque en La Palma, cuya erupción se ha considerado la más importante que ha sufrido la isla hasta Cumbre Vieja. En aquel momento, la superficie arrasada fue de 450 hectáreas durante el casi mes y medio que duró la actividad, una dimensión que ya ha sido superada por esta nueva erupción tras poco más de 20 días de actividad. Por su parte, el Teneguía arrasó 213 hectáreas en 1971.

La erupción de Cumbre Vieja ha sido clasificada como de grado 2 según el Índice de Explosividad Volcánica, al igual que ocurrió con la de Nambroque. Ambas han sido de tipo estromboliano con episodios freatomagmáticos, a lo que hay que sumar otros hawaianos detectados en la erupción actual.

Además de estas similitudes, hace unos días, la lava de Cumbre Vieja llegaba al delta lávico formado en 1949 en la zona de la playa de los Guirres, por donde finalmente la colada accedía al mar. Este terreno, parcialmente arrasado, ha sido utilizado durante las últimas décadas para cosechar plátanos, ya que el suelo volcánico ha resultado ser muy fértil.

Este delta lávico o fajana formado hace más de 70 años tiene una superficie de 80 hectáreas, frente a las 34 que por ahora ha formado Cumbre Vieja y las 29 del Teneguía. Respecto a las bocas abiertas, en Nambroque hubo seis mientras que, hasta la fecha, en Cumbre Vieja se han abierto ocho. En las tres erupciones mencionadas, ocurridas en la isla, hubo terremotos previos, un hecho que comparten la mayoría de erupciones que se han visto en La Palma y en general en las Islas Canarias.

En cuanto a la cantidad de magma arrojada, las cifras de la erupción actual son algo confusas. Desde el Instituto Volcanológico de Canarias (Involcan) estiman la cantidad en 39,6 millones de metros cúbicos a partir de la emisión difusa de dióxido de azufre frente a los 60 millones que apunta un programa satélite. En 1949 salieron 55 millones y en 1971 unos 43.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo