INCENDIO

Antonio Morales: "Un fallo eléctrico, posible causa del gran incendio de Gran Canaria"

Todavía no hay un informe definitivo que esclarezca con garantías las causas y recuerdan a la sociedad que el incendio no está extinguido del todo

Audio

AgenciasRedacción

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 15:22

El presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales, ha asegurado este viernes que el gran incendio forestal declarado el pasado 17 de agosto en Valleseco, que afectó a 9.200 hectáreas y obligó a evacuar a 10.000 personas, podría haberse provocado por un fallo eléctrico.

Sin embargo, ha recalcado que "aún no hay un informe definitivo que esclarezca con garantías las causas de este gran fuego".

"No hay ninguna confirmación oficial de que realmente se haya producido de esta manera", aunque "se está avanzando en las investigaciones", ha manifestado el presidente de la corporación grancanaria, quien ha insistido en que "no existe un informe definitivo que permita decir que esta es la causa" con seguridad.

Desde el principio de la investigación, ha recordado, "se han barajado dos posibilidades y se ha ido trabajando en ambas, tanto por la unidad de investigación del Cabildo de Gran Canaria como por la Guardia Civil, pero todavía no podemos trasladar a la Fiscalía ni a la sociedad grancanaria que esa es la causa exacta".

Morales ha recordado que no corresponde al Cabildo de Gran Canaria "fijar las responsabilidades" de este incendio, ya que, de ser un fallo eléctrico la causa "se presentará una denuncia a la Fiscalía y corresponderá a los tribunales evaluarla".

Será la Fiscalía la que heredará el proceso,"una vez se presente un informe definitivo, que aún no tenemos, y que dará pie a que inicie el procedimiento en este caso penal, donde se exigirán responsabilidades", ha dicho

El incendio no está extinguido y pueden rebrotar llamas

El Cabildo de Gran Canaria ha querido recordar este viernes que el gran incendio forestal que afectó a la isla durante la segunda quincena del pasado mes de agosto está controlado pero no extinguido, por lo que aún pueden rebrotar llamas.

Así lo ha indicado la Corporación insular después de colgar en sus redes sociales la imagen de un árbol en Pinos de Gáldar del que salía un pequeño fuego que brotó con el paso de los días y que fue sofocado por los servicios de extinción de la isla.

De igual modo, ha hecho especial hincapié en que entre las declaraciones de fuego controlado y extinguido pueden llegar a pasar semanas en las que los profesionales realizan una labor de vigilancia para evitar que vuelvan a nacer las llamas, no declarándose como extinguido hasta que haya al menos 48 horas sin humo.

Lo más