Boletín

TESOROS DE JAÉN

Cascada de la Cimbarra, la canción del agua

Esta semana visitamos uno de los parajes más impresionantes de la serranía jienense. Un salto de agua de mas de 20 metros rodeado de vegetación y fauna

Cascada de la Cimbarra, la canción del agua
Antonio Agudo
  • item no encontrado

La Cimbarra (Aldeaquemada)

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 18:32

El patrimonio natural de la provincia de Jaén se extiende por cuatro grandes áreas de su geografía. Son cuatro parques naturales que conforman una enorme masa boscosa de casi 700.000 hectáreas. Son los parques de Cazorla, Segura y Las villas, Sierra de Andújar, Sierra Mágina y Despeñaperros. Es en este último donde nos podemos encontrar uno de los accidentes geológicos más espectaculares de Andalucía. Se trata de la cascada de la Cimbarra desde la que se deja caer alegremente el río Guarrizas al atravesar el término municipal de Aldeaquemada. Son 20 metros de caída libre en la que la corriente fluvial se convierte en una melena al viento de la serranía norte de Jaén. Son más de 3000 litros de agua por segundo los que se precipitan hacia la poza que se remansa en un pequeño lago antes de seguir su curso y volver hacerse arabesco en otros saltos de agua como el Cimbarrillo y  El Negrillo.

Este pintoresco paraje se encuentra a unos tres kilómetros de la localidad de Aldeaquemada por lo que, dejando los vehículos en el pueblo, podemos dar un vigorizante paseo siguiendo el curso del río Guarrizas hasta llegar a la cascada por un ruta muy agradable en la que la vegetación de ribera y el frescor de la aguas nos acompañarán. También es factible llegar en coche hasta el lugar ya que la pista forestal se encuentra en muy buen estado y no es difícil encontrar un aparcamiento en la zona. Pero es preferible, si se puede llegar caminando hasta la enorme depresión del terreno que deja a la vista una pared vertical formada por unos estratos rocosos muy resistentes a la erosión. Esta roca recibe el nombre de cuarcita armoricana y puede ser vista también en otros lugares del paraje y del entorno cercano, como en Parque Natural de Despeñaperros (http://www.andalucia.org/es/espacios-naturales/parque-natural/despenaperros/) o el Monumento Natural de Los Órganos (http://www.andalucia.org/es/espacios-naturales/monumento-natural/los-organos/).

Estas huellas desvelan el origen marino de unas rocas con 500 millones de años de edad

En ocasiones, es posible observar sobre estas rocas los rastros fósiles de organismos o las espectaculares rizaduras provocadas por el oleaje. Estas huellas desvelan el origen marino de estas rocas 500 millones de años atrás. Además de sus cascadas, este paraje natural se caracteriza por presentar una vegetación muy diversa. Abundan los bosquetes de encinas y alcornoques con un espeso matorral mediterráneo y un interesante bosque de ribera junto a los cauces hídricos. La repoblación con pino piñonero y negral y los densos bosques de ribera proporcionan un aroma agradable al lugar. En sus desfiladeros, entre las grietas, crecen plantas como la doradilla, un tipo de helecho que debe su nombre al color dorado del revés de sus hojas.

Esta variedad de paisajes propicia la presencia de interesantes animales, entre los que destacan depredadores como zorro o gineta, aves como águila real, perdicera o búho real, y otros mamíferos como la nutria que habita en los cauces de los ríos. Debido al alto interés de su avifauna, el espacio ha sido declarado como Zona de Especial Protección para las Aves. Este lugar protegido destaca también por su valioso patrimonio cultural, constituido por una veintena de importantes evidencias prehistóricas. Interesantes ejemplos son la Tabla de Pochico, en el cerro de la Cimbarra o los de Monuera y Desesperada. En ellos, se han encontrado valiosísimas muestras de arte rupestre, que han motivado la declaración de estos yacimientos como Patrimonio Histórico de la Humanidad por la UNESCO.

CÓMO LLEGAR

Entre las provincias de Jaén y Castilla la Mancha, Aldeaquemada, una pequeña población a la que se accede por la autovía dirección Madrid desde Jaén, tomando la salida 252. Tras atravesar la carretera, llegamos a Aldeaquemada, donde tenemos la oportunidad de aparcar para hacer la ruta en bicicleta, andando o seguir en coche hasta el área de descanso para acceder directamente al mirador. Tienes la posibilidad de ver la cascada desde el frente, en un mirador adecuado para ello, o coger otra ruta y bajar por un camino o vereda desde la cual bajarás bordeando la cascada y tendrás otras perspectivas. Ideal para los fotógrafos.

Lo más