• DIRECTO

    Tiempo de Juego

    Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Boletín

Ya son cuatro los fallecidos en el trágico accidente de Salamanca

El taxista que ha sido adelantado por el vehículo siniestrado es primo del padre de una de las víctimas mortales

Dos de los fallecidos en el accidente de Galisancho (Salamanca) tienen 17 años y el otro 20

Agencia EFECOPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 18:01

Uno de los jóvenes que había resultado herido de gravedad en el accidente de tráfico ocurrido esta mañana en Galisancho (Salamanca) ha muerto en el hospital como consecuencia de las heridas sufridas, por lo que son ya cuatro los ocupantes del vehículo que han perdido la vida en el siniestro.

Se trata de un joven de 19 años que había sido evacuado en estado grave al Hospital Virgen Vega de la capital salmantina en ambulancia, han informado fuentes de la Delegación del Gobierno en Castilla y León y del Ayuntamiento de Alba de Tormes, donde residían los jóvenes afectados.

En el mismo centro hospitalario permanecen ingresados los otros dos heridos en el siniestro, uno de ellos el conductor del turismo en el que viajaban seis jóvenes y que ha sido acusado de homicidio imprudente

El trágico accidente de tráfico sucedido esta noche en la localidad salmantina de Galisancho esconde una historia aún más dolorosa detrás: la del primo del padre de una de las víctimas, que vio en directo como el vehículo en el que viajaba su familiar resultaba accidentado.

En un primer momento, la agencia EFE había informado de que el taxista era el padre de una de las víctimas, hecho que ha sido desmentido con posterioridad. 

El accidente de tráfico ha ocurrido poco antes de las siete y media de la mañana de este domingo, cuando el vehículo de cinco plazas en el que viajaban seis jóvenes se ha salido de la calzada.

El coche en el que viajaban los fallecidos adelantó a un taxi segundos antes de salirse de la carretera, antes de que tres de los jóvenes que viajaban en él murieran. Al contemplar el terrible accidente, ese taxista decidió alertar a los servicios de emergencias, sin saber aún que una de sus familiares, de 17 años, era una de las ocupantes del vehículo siniestrado.

Al parecer los jóvenes eran del cercano municipio salmantino de Alba de Tormes, desde donde se habían desplazado a la localidad de Santa Ana para disfrutar de las fiestas de verano.

Todos ellos viajaban a bordo de un turismo Renault Megane, de cinco plazas, por lo que la Guardia Civil investiga las circunstancias en que se ha producido el accidente y la utilización de los mecanismos de sujeción por parte de los ocupantes.

Lo más