CRISIS CATALUÑA (Ampliación)

Batet pide "lealtad y flexibilidad" al Govern y partidos para superar crisis

La ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, ha reclamado hoy "un esfuerzo de lealtad y flexibilidad" a la Generalitat, así como a todos los partidos políticos, tanto del Parlament como del Congreso de los Diputados, para solucionar la crisis en Cataluña.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:56

La ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, ha reclamado hoy "un esfuerzo de lealtad y flexibilidad" a la Generalitat, así como a todos los partidos políticos, tanto del Parlament como del Congreso de los Diputados, para solucionar la crisis en Cataluña.

En su comparecencia ante la Comisión de Política Territorial del Congreso para explicar la reunión bilateral con la Generalitat del pasado 1 de agosto, Batet ha anunciado que mañana se reunirán en Madrid la consellera de la Presidencia, Elsa Artadi, y el secretario de Estado de Política Territorial, Ignacio Sánchez Amor.

Se trata de continuar la "agenda de normalidad" que se abrió en la Comisión Bilateral en la relación con el Govern, que asumió su responsabilidad de "ir más allá de sus reivindicaciones soberanistas", según Batet, quien también informó de que el viernes se reunirán los equipos de trabajo de ambos gobiernos.

Pero la crisis política e institucional "sigue existiendo", ha constatado, y no va a tener una solución "milagrosa", por eso ha reclamado el esfuerzo de todos, no solo de los dos gobiernos, sino también de las fuerzas políticas.

Por parte del Gobierno, ha asumido que mantener el diálogo con la Generalitat supone escuchar cosas que "no querría oír o preferiría que no existiesen", aunque ha dejado claro que hay cuestiones que no han sido aceptadas en la Bilateral ni serán aceptadas, como la autodeterminación o la existencia de presos políticos.

Por eso, ha reprochado al PP que haya centrado su interés en la Bilateral en estas cuestiones, coincidiendo de esta manera con los independentistas, y situando el debate en los aspectos de mayor confrontación o que pueden resultar "mas estériles", en vez de atender a otros para buscar una solución política.

Sobre la polémica por los lazos amarillos, Batet ha asegurado que recordó en la reunión de la Comisión Bilateral la "obligación" de mantener la neutralidad en el uso institucional del espacio público, pero también ha puntualizado que "una cosa es usar y otra ocupar de forma permanente", y mientras la primera se puede permitir la segunda no.

En todo caso, Batet ha considerado que no es bueno polarizar y ha pedido a los partidos que no alimenten la "confrontación" y que, en sus declaraciones públicas, aborden cuestiones que ayuden a la concordia y no ahonden en la división porque esto puede "dañar aún más la convivencia en Cataluña.

La ministra ha reconocido que la vía de diálogo abierta en la Comisión bilateral no resuelve el problema del conflicto con Cataluña, pero sí que contribuye a "iniciar el camino que contribuye a resolverlo".

Lo más