También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

El jefe de sección y las técnicas de Dietética del Complejo Hospitalario de Navarra aseguran que han tenido problemas para controlar la dieta de sus pacientes tras la externalización del servicio de cocinas

Doble sesión hoy en el parlamento para explicar la situación de un servicio que está bajo el punto de mira tras la decisión del Gobierno de Navarra de privatizarlo.

De 

Las primeras en tomar la palabra en sede parlamentaria han sido las técnicas especialistas del Servicio de Dietética del área B del Complejo Hospitalario de Navarra, que han asegurado que quien tiene el control del programa que gestiona las dietas de los pacientes es la empresa adjudicataria del servicio de cocinas, por lo que han mostrado su "preocupación" porque las dietas, no están totalmente revisadas. Han señalado que están "siendo permisivas", puesto que priman que los pacientes se alimenten, aunque la comida que sirve el servicio de cocinas no sea lo que estrictamente desde Dietética han diseñado para ellos, según una de las trabajadoras, Arantza Ruiz de las Heras. Afirman que todas las fotografías que han circulado por prensa "son ciertas", y han mostrado algunos errores cometidos por la empresa. Denuncian que "hasta hace poco" se les ha "bloqueado" el acceso a complementos de las dietas, con el objetivo de "añadir o quitar algo" de los platos. Igualmente reiteran que la empresa "no elaboran ni un plato adaptado, en ningún momento la empresa se ha adaptado a hacer un plato sin componentes que puedan ser alérgicos a un paciente". Por su parte, Javier Olóndriz, jefe de Sección de Nutrición y Dietética del Complejo Hospitalario de Navarra ha señalado este nuevo servicio de cocinas ha generado "numerosos problemas para poder cumplir" sus funciones, en concreto, para que "se respetasen las características de las dietas indicadas por nosotros", para "controlar el emplatado" y para "poder confeccionar dietas especiales". Ha querido dejar muy claro que las funciones de la sección que dirige son las mismas, puesto que simplemente se ha cambiado el servicio de cocinas. Por otra parte, ha dicho que a pesar de los errores, "la mayoría" de ellos "no merecen la alarma social que han provocado".

Lo más visto