También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Los presidentes de La Rioja y Navarra acompañan a la Ministra de Fomento, Ana Pastor, en su visita a las obras

La conexión de la Autovía A-12 estará terminada en 2015

El Jefe del Ejecutivo riojano, Pedro Sanz, asegura que la conexión de la Autovía A-12 facilitará a los riojanos una comunicación más rápida y segura con Navarra

El presidente de la Comunidad de La Rioja, Pedro Sanz, ha asegurado que la conexión de la autovía A-12 entre La Rioja y Navarra “facilitará una alternativa más rápida y segura en la comunicación con Pamplona” a los cerca de 20.000 vehículos que transitan a diario. En su visita junto a la ministra de Fomento, Ana Pastor, y la presidenta de Navarra, Yolanda Barcina, Pedro Sanz ha incidido en la importancia de esta obra en “la única autovía que atraviesa nuestra comunidad autónoma”, cuya fecha de conclusión está prevista para el próximo año. En esta visita también han participado los delegados del Gobierno en La Rioja, Alberto Bretón, y Navarra, Carmen Alba. “Se trata de una antigua aspiración en el ámbito de las grandes infraestructuras de comunicación. La conexión con Navarra tendría que haber estado terminada en 2011, pero habrá que esperar a 2015 para poder viajar desde Santo Domingo a Pamplona por autovía de forma ininterrumpida a lo largo de 130 kilómetros”. Las obras de prolongación de la circunvalación a Logroño (LO-20) y su conexión con la autovía A-12 afectan a un tramo de 6,5 km y supondrán una inversión superior a 100 millones de euros. Este trazado descongestionará el tráfico rodado en la N-232, en el tramo comprendido entre Recajo y el polígono industrial de La Portalada, muy frecuentado por vehículos pesados. Esta obra tiene como emblema el viaducto sobre el Ebro, que unirá La Rioja y Navarra, con una longitud de 353 metros. Hoy, la delegación desplazada hasta las obras ha asistido a la colocación del tablero en este puente para facilitar el paso de los vehículos. Este elemento, con 120 metros de largo y 30 metros de ancho, permite salvar el cauce del río. La conexión de la autovía A-12 entre La Rioja y Navarra permitirá completar el recorrido de 72 kilómetros que separa Logroño de Pamplona, nueve años después de la entrada en funcionamiento del tramo navarro. Esta actuación está financiada por el Ministerio de Fomento y el Gobierno de Navarra. El Estado financia la parte de la obra que afecta a La Rioja (3,3 km para la prolongación de la LO-20), mientras que el Ejecutivo navarro asume el coste del tramo que discurre por su territorio (2,5 km), con un presupuesto de 20,3 millones de euros. Esta obra empezó en 2010 y se prevé que termine en 2015. Su ejecución tiene un presupuesto es de 80,28 millones de euros. Si se suman los costes de la redacción del proyecto, las expropiaciones y la asistencia técnica para el control y vigilancia la cifra asciende a 91,26 millones de euros. Además cabe añadir los 13,5 millones de euros en las obras complementarias para la conexión con la autopista AP-68 para alcanzar una inversión de 105 millones de euros aproximadamente. En La Rioja también se acometen obras en la actualidad para completar el tramo de la autovía A-12 entre Hormilla y Hervías, que entrará en servicio en breve. Con esta actuación, que cuenta con un presupuesto de 10,8 millones de euros, se completará el trazado riojano en la autovía, con un presupuesto de cerca de 125 millones de euros.