Las entradas vuelan

La afición albinegra agota las primeras 300 localidades para Almería en un día

Las entradas vuelan

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 20:45

Si la distancia se mide en ganas, la que separa  Almería y Cartagena se reduce considerablemente para los aficionados albinegros. Si pudieran alterar el proceso temporal sería ya domingo y es que los aficionados aguardan el partido con intensidad y emoción. El martes se pusieron a la venta las trescientas entradas que el club anfitrión mandó al Efesé para el domingo. Han pedido otras doscientas. Es verdad que cuestan 5 euros y también que es un viaje de menos de doscientos kilómetros, pero también es cierto que en otras ocasiones no se ha completado ningún autobús y ayer ya había uno lleno. Los interesados pueden seguir apuntándose hasta el viernes al mediodía.

La ilusión se desplazará este fin de semana a los Juegos del Mediterráneo para medirse al Almería B, donde tienen objetivos completamente diferente. El filial está penúltimo en la tabla. Está a seis puntos de la promoción de descenso y a siete de la salvación directa y tan solo un punto por encima del farolillo rojo, que será el siguiente rival del Efesé. El partido ante el filial malagueño será el siguiente domingo, a las cinco de la tarde, en el Cartagonova. Son dos citas, a priori sencillas, de las que pueden complicarse con un exceso de confianza o con la calidad individual que tienen los filiales, a pesar de que los rojiblancos están a 34 puntos del líder. Por eso, el Cartagena los afronta como si fueran el Melilla al que tendrá que visitar en tan solo dos semanas. 

Para este domingo prosigue el trabajo del equipo con especial atención a la enfermería. Moisés ya entrena con el grupo, aunque Munúa no es de forzar futbolistas porque ha demostrado el 'fondo de armario' que tiene la plantilla albinegra y que el pasado domingo tuvo en Mauro una nueva demostración. Habrá que ver la evolución de jugadores como Moyita de cara a la lista de disponibles para ir a Almería.

El que no podrá jugar esta vez frente al Efesé es el albinegro Miguel Guirao. El futbolista de 23 años se recupera de una lesión producida antes de las fiestas navideñas cuando estaba en el mejor estado de forma desde la segunda lesión de Cartagena. Había marcado un gol, e incluso el día de la lesión había asistido en el gol contra el Real Murcia. Pasó por el quirófano hace un mes y medio y va contando de nuevo los días para seguir quemando fases de su recuperación. Sin duda, la fortaleza mental acompaña al exalbinegro para no rendirse a pesar de lo injusto que el fútbol ha sido con él. Tiene toda la vida por delante y constancia no le falta.

En otro orden de asuntos, el Cartagena confirmó ayer que la Caja Rural Central se suma al proyecto como un nuevo colaborador de la entidad.

FOTO FC Cartagena

Lo más