Cuarentena ciclista

El pelotón aplaude el compromiso de los equipos pese a la falta de competición

Omar Fraile considera que disputar o no el Tour de Francia puede marcar un punto de inflexión

Audio

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 19:27

Los ciclistas profesionales de todo el mundo y, cómo no, también los vascos se esmeran en mantenerse en forma a la espera de poder volver a entrenarse y a competir por nuestras carreteras. Deportes COPE Bilbao se ha puesto en contacto con Omar Fraile para conocer sus sensaciones en estas semanas de confinamiento y para conocer su punto de vista respecto al futuro deportivo a medio plazo.

El corredor del equipo Astana, ganador de etapas en el Giro y en el Tour, es consciente de que en medio de la actual incertidumbre no sirve de mucho marcarse fechas concretas para volver a los entrenamientos “normales” o para reanudar la competición. Aún así, Fraile entiende que “sería muy buen síntoma que se pudiesen disputar, aunque fuera sin público, el Criterium Du Dauphinè (del 31 de mayo al 7 de junio) y, sobre todo, el Tour de Francia”, cuyo inicio está previsto pare el 27 de junio. “Poder correr esas dos carreras indicaría que se estaría ganando la batalla al coronavirus”, advierte.

Además, en opinión del santurtziarra, el futuro del ciclismo a medio plazo puede depender de la celebración o no de la ronda gala. En este sentido considera que ese puede ser un punto de inflexión en muchos aspectos. Uno de ellos es el de la viabilidad económica de las escuadras ciclistas profesionales. “La verdad es que hasta ahora solo hay motivos de agradecimiento hacia el comportamiento de nuestros equipos. Están cumpliendo a rajatabla con sus obligaciones para con nosotros, que seguimos trabajando y cobrando con normalidad. A diferencia de en otros deportes, aquí no se oye hablar de ERTE”, se felicita Omar Fraile. De ahí que sea fundamental que la Grande Boucle se pueda disputar esta temporada. En caso contrario el ciclismo se encontraría ante un escenario muy incierto.

Cuarentena llevadera

Mientras se aclara el panorama el corredor vizcaíno trata de quedarse con los aspectos positivos de la complicada situación actual; “de todo se puede sacar algo bueno y a mi el confinamiento me está permitiendo disfrutar más tiempo de la familia. En condiciones normales pasamos muchos días lejos de nuestra gente”, explica Fraile. Tener una rutina diaria muy definida también permite sobrellevar mejor el encierro. En su caso, la jornada comienza a las ocho y media de la mañana con una primera sesión de rodillo en ayunas, a la que sigue todo un estructurado plan de trabajo y alimentación para mantener una buena condición física. El ciclista del Astana también agradece que los avances tecnológicos les permitan entrenarse de manera amena. En este sentido explica que “con los actuales rodillos puedes realizar sesiones de trabajo entretenidas y bastante reales, compartiendo grupeta virtual con compañeros. Hay veces que incluso nos picamos entre nosotros en las subidas”, confiesa divertido Omar Fraile.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

Lo más

En directo

La Tarde

Pilar Cisneros y Fernando de Haro

Reproducir

La Tarde

Pilar Cisneros y Fernando de Haro

Escuchar