Boletín

PRESIDENTE AVA-ASAJA

Cristóbal Aguado: "Las temperaturas tan elevadas también son perjudiciales para los cultivos"

La fuerte radiación solar deprecia la calidad de los cultivos, generando daños económicos y un gran perjuicio a los agricultores.

Valencia campo

B. Picornell

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 12:47

Vivimos en un verano con máximas que rozan los 40 grados en la Comunidad Valenciana. “Con esta radiación las personas que trabajamos en el campo tenemos que huir, pero los cultivos no pueden huir.” El presidente de la Asociación Valenciana de Agricultores, expresa el perjuicio que tiene en los campos valencianos que el sol se exponga con tanta intensidad.

No importa el tipo de cultivo: daña a todos

El sol provoca un sombreado en las frutas como la uva de mesa o los caquis que rebaja su calidad. El líder agrario asegura que además “genera estrés en plantas y árboles”, y que en secano les perjudica porque se amarillean las hojas. El tipo de cultivo es indiferente. Los excesos de temperatura afectan a los cultivos más tradicionales pero también a los tropicales: “Ahora hay que regar mucho más y gastar más electricidad para intentar equilibrar su rendimiento.” La falta de lluvias y humedad deja poca evaporación verde, y "el otoño llega mucho antes a las plantas porque no pueden vivir sin un mínimo de humedad". El resultado es un gran daño económico que siempre tiene las mismas víctimas y olvidados: los trabajadores del campo.

No importa la cantidad de agua que beban: los agricultores no deben soportarlo

Los trabajadores del campo no pueden ni deben soportar estas temperaturas. Aunque beban mucha agua no pueden permanecer en un lugar que pone en riesgo su salud. Cristóbal Aguado sitúa su preocupación en las víctimas humanas del sol. Asegura que los agricultores dedicados al trabajo manual corren un riesgo enorme, su recomendación: “en horas de alta radiación hay que retirarse, no hacerlo es ir en contra del interés de los agricultores.” 

Lo más