Özil no está solo: otros futbolistas que sufrieron racismo

Eto'o amagó con irse de un partido en Zaragoza y Dani Alves se comió un plátano a mitad de encuentro en Villarreal, por ejemplo

Özil no está solo: otros futbolistas que sufrieron racismo

Samuel Eto'o quiso dejar un partido ante el Zaragoza por insultos racistas EFE

  • item no encontrado

Redactor COPE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 01:05

El futbolista Mesut Özil ha anunciado esta semana que no jugará más con la selección alemana después de las críticas desatadas por la fotografía que se hizo en mayo junto al presidente turco Recep Tayyip Erdogan. El mediapunta, de 29 años, dijo en Twitter: "Tengo dos corazones, uno alemán y otro turco. Nací y fui educado en Alemania. ¿Por qué hay gente que sigue sin aceptar que soy alemán?". Özil denunció que recibió comentarios racistas después de esa imagen.

Este es el último capítulo de racismo notorio en el mundo del fútbol, pero está lejos de ser el único. Unos episodios que tristemente hemos vivido también en España.

Eto'o en La Romareda: Hubo un tiempo en el que desde las gradas se puso de moda imitar el sonido que emiten los monos cada vez que tocaba el balón un jugador negro. Esto llegó hasta tal punto que en la temporada 2005-2006, en el estado La Romareda de Zaragoza, el entonces jugador del Barcelona, Samuel Eto'o, estuvo a punto de dejar el terreno de juego: "No juego más", se le leía perfectamente en los labios. El árbitro Víctor Esquinas Torres, y su entrenador, Frank Rikjaard, le hicieron replantearse esa decisión.

Y Dani Alves se comió el plátano: Aunque con el paso de los años LaLiga, y el mundo del fútbol en general, intentó poner coto al racismo en las gradas con campañas publicitarias con jugadores como protagonistas, siempre hay cafres en los estadios. Una muestra de ello tuvo lugar en 2014 en el estadio La Cerámica de Villarreal, cuando al entonces barcelonista Dani Alves le tiraron un plátano. La respuesta del brasileño fue ejemplar: se lo comió.

Luis Aragonés: "Dígale al negro: 'Soy mejor que usted'": Nadie diría que el Sabio de Hortaleza era racista, pero las cámaras de televisión le cazaron en alguna ocasión en terrenos alejados de lo políticamente correcto. En concreto, en un entrenamiento de la Selección Española, le espetó a José Antonio Reyes: "Dígale de mi parte a ese negro que usted es mejor que él", en referencia al compañero de equipo en el Arsenal del sevillano, Thierry Henry. Aragonés pretendía así motivar al futbolista pero, sobre todo en Inglaterra, se le acusó de racista, algo que él negó: "Yo he convivido con negros, a uno le molesta más que le llamen de color que negro. Eso se ha superado con facilidad". "Los he tenido de todas las razas... Hasta yo soy ciudadano del mundo".

Balotelli, ariete italiano contra el racismo: En la actualidad futbolística, el jugador que a nivel internacional más sufre el racismo es el italiano Mario Balotelli. Este delantero nació en Palermo y es hijo de inmigrantes ghaneses, y durante toda su carrera ha sufrido ataques racistas: en sus clubes de Inglaterra, Italia y Francia, e incluso con la selección nacional. De hecho, en el país transalpino se rumorea con la posibilidad de que Balotelli sea el capitán 'azzurro', algo que él se toma como "un buen mensaje contra el racismo" y que, al mismo tiempo, ha provocado reacciones políticas. Entre ellas, la del ministro de Interior, Matteo Salvini, conocido por sus posturas xenófobas, que ha manifestado que el brazalete de capitán de la selección italiana debe llevarlo quien se lo merezca por méritos deportivos y no por razones extra-futbolísticas.

Lo más