DERECHO SANITARIO (Entrevista)

Un enlace sanitario con pacientes en Urgencias para bajar las agresiones

La creación de un enlace sanitario que informe a los familiares de pacientes que llevan esperando horas en las urgencias hospitalarias del motivo del retraso en su atención podría ser una de las soluciones para rebajar la tensión y reducir las agresiones a los profesionales sanitarios.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 11:51

La creación de un enlace sanitario que informe a los familiares de pacientes que llevan esperando horas en las urgencias hospitalarias del motivo del retraso en su atención podría ser una de las soluciones para rebajar la tensión y reducir las agresiones a los profesionales sanitarios.

Así lo propone el presidente de la Asociación de Derecho Sanitario de la Comunitat Valenciana (ADSCV), Carlos Fornes, quien en una entrevista con la Agencia EFE apunta que esa podría ser una solución "viable y no costosa".

Este será uno de los temas que se abordaran en el segundo Congreso de Derecho Sanitario de la Comunitat Valenciana, que se celebrará los próximos 27 y 28 de septiembre en el Palacio de Colomina de València y reunirá a profesionales sanitarios para analizar los aspectos legales que afectan directamente al día a día de su trabajo.

Según el programa preliminar, la ponencia magistral del Congreso correrá a cargo de José Antonio Seijas, magistrado de la Sala Primera del Tribunal Supremo, quien analizará la actual jurisprudencia de la responsabilidad profesional sanitaria desde su óptica de experto en temas relacionados con la Sanidad.

El encuentro también pondrá el foco en proponer soluciones "objetivas y viables" para reducir el número de agresiones a los profesionales sanitarios porque "un tema de tanto calado debe ser tratado de forma práctica y realista", según Fornes, que añade que se está llegando a "cifras alarmantes".

"La gente se pone nerviosa y agrede física y verbalmente al profesional sanitario", lamenta Fornes, quien agrega que durante el Congreso se intercambiarán opiniones al respecto entre la Administración, los sanitarios y los legisladores.

A su juicio, si en un servicio de Urgencias los pacientes tienen que esperar de cinco a seis horas para ser atendidos "es que está fallando algo" y considera que sería necesaria la creación de un enlace, formado en el ámbito sanitario, que les informe a ellos y a sus familiares del motivo del retraso "y les pregunte, al menos, si quieren un vaso de agua".

Esto permitiría "rebajar la tensión y reducir los ataques" a los profesionales sanitarios, y Fornes añade que también ha planteado otras soluciones en cuanto a recursos humanos, como ampliar los boxes.

Destaca que también es importante que los ciudadanos se conciencien de que no todo es una urgencia y solo acudan a este servicio cuando de verdad haya una prioridad.

"Entre poner un policía con bata blanca y una persona formada en el ámbito sanitario que se dedique a esto es más viable y no tan costosa la segunda opción", señala Carlos Fornes.

La Asociación nació hace tres años y desde entonces ha intentado formar e informar a los profesionales sanitarios, que según Fornes "siguen huérfanos de formación jurídica. Esto no se arregla en dos o tres años, hay que seguir insistiendo".

Uno de los aspectos en los que más se insiste es en el Consentimiento informado, añade para recordar que el 70 % de las reclamaciones sanitarias lo es por falta de información, y eso "es algo corregible ofreciendo información".

Lo más