También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
NOTICIAS CON HISTORIA EN 'LA LINTERNA'

Benito Pérez Galdós, el “mal estudiante” que escribió los Episodios Nacionales

Javier Redondo y José Antonio Martín Otín Petón hablan en 'La Linterna' del escritor Benito Pérez Galdós con motivo de los 175 años de su nacimiento

Benito Pérez Galdós, retrato de Sorolla
  • COPE.es

En el año en que se celebra el 175 del aniversario del nacimiento de Benito Pérez Galdós, Javier Redondo y José Antonio Martín Otín Petón recuerdan su figura en 'La Linterna'. Un escritor de finales del siglo XIX y principios del XX que hace culto a la patria “sin hacer daño a nadie”, palabras de Menéndez Pelayo que destacan Petón y Redondo.
 

Benito Pérez Galdós (1843 – 1920)

Nacido en Las Palmas de Gran Canaria, es uno de los representantes de la novela realista en España durante el siglo XIX. Autor de los 'Episodios Nacionales', una “ingente obra”, dice Redondo, recopilada en 46 volúmenes divididos en cinco series. Solamente en las dos primeras series “ya tiene 10.000 páginas” escritas, destaca. Una obra sobre la que juró dejar de escribirla al principio de la tercera, pero que tuvo que retomar a su pesar. 

"Revelaba España a los españoles"

Ingresó en la Real Academia de la Lengua en 1897 y fue durante su presentación cuando Menédez Pelayo dijo de él que sus Episodios Nacionales eran “un culto a la patria sin hacer daño a nadie”. Según explican Petón y Redondo, en un principio la idea de Galdós con esta extensa obra era escribir una “crónica pedagógico-patriota” de la historia y el pasado inmediato; sin embargo la historia “le alcanza” y termina relatando sobre “su propio tiempo”.

Los estudios no fueron su fuerte. Viajó a Madrid de joven para estudiar Derecho, era “mal estudiante”, dice Petón, y “se deja seducir por un Madrid bullicioso”. Pero sus andanzas en la capital le sirvieron para entrar en contacto con el mundo intelectual de la época. 

"Hacía culto a la patria sin hacer daño a nadie"

A pesar de haber participado en política, por ejemplo, Petón y redondo destacan que lo más importante lo ha realizado “como escritor” con un estilo castizo, algo de lo que quería huir pero en el que cae constantemente. Tuvo enemistad con sus coetáneos, como Valle Inclán, que le llamaba “el garbancero” por su estilo costumbrista.
 

Escritor para todos

Algo que caracterizó su modo de escribir fue el lenguaje que utilizaba, huía de los cultismos y escribía para el entendimiento de todo el mundo. “Se le agradece que descendiera de su saber enciclopédico y pedantería”, asegura Petón. Lorca decía de él que era “el maestro del pueblo” y Azorín que “revelaba España a los españoles” por su estilo popular y folletinesco. Todos le entendían.

En el año 1920, en una época en la que en Madrid habría alrededor de 400.000 habitantes, acudieron a su entierro más de 30.000 personas.

Lo más visto