También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
LENGUAS FENICIO (Entrevista)

Maria Josep Estanyol, la artífice de que el fenicio este "vivito y coleando"

Pilar Martín

  • Agencia EFE

Pilar Martín

A sus 67 años, y después de llevar 43 impartiendo clases de Cultura Cartaginense y Fenicia en la Universidad de Barcelona, Maria Josep Estanyol se ha convertido en el último vestigio educativo de esta lengua semítica que, más que muerta, está "vivita y coleando".

Y lo está, como cuenta en una entrevista con Efe, porque después de que su caso se haya convertido en noticia -se trata de la última maestra en activo de esta especialidad- ahora tiene "esperanza" en que el año que viene haya más alumnos que soliciten estudiar su asignatura (en este curso cuenta con siete).

"Esto está siendo increíble, pienso que hay mucha gente que me ha escrito mails pidiéndome información para poder estudiar fenicio, y realmente es ilusionante que me pase esto después de 43 años. Esto para mí tiene un recorrido corto porque la jubilación tarde o temprano tendré que cogerla", reconoce al tiempo que confirma que su intención era jubilarse el año que viene.

Pero no lo hará, y no será así porque además de este aumento de interesados, los alumnos que ha tenido este año en la asignatura de Historia de los Judíos y de Arqueología de Palestina ya le han dicho que "no", que no se retire porque el año que viene quieren aprender esta lengua muerta.

"De momento está vivita y coleando, yo pensaba que era una lengua muerta pero lo he pensado mucho y, realmente, mientras haya alguien interesado por ella, aunque sea por mail, y haya alguien que la estudie, no lo está", matiza.

Aunque según confiesa, no quiere hacerse "tantas ilusiones": "En una época tuve bastantes alumnos porque daba clases en la Facultad de Historia y los alumnos de Arqueología se apuntaban a hacer fenicio, pero ahora que solo doy fenicio en la Facultad de Filología, y solo se apuntan los de árabe y hebreo, y es por eso que hay menos".

La noticia de que Estanyol era la última educadora de la lengua de esta civilización -encargada de bautizar a España con el nombre de "Isephanim", que significa literalmente costa o isla de los conejos (cuniculus)- saltó después de que una de sus alumnas lo sacara a la luz. Un hecho que quiere resaltar a modo de agradecimiento, porque si algo está esta profesora ahora es feliz.

Con un legado que duró unos 1400 años, desde finales del segundo milenio a.C. al 400, el pueblo fenicio, según relata esta profesora, tiene expertos que se dedican a darlo a conocer en universidades de otros países como Italia, Francia o Alemania. Compañeros de estudios que no pueden dejar de mirar a nuestro país para conocer más sobre su lengua, arquitectura y cultura.

"Tenemos muchos restos arqueológicos, pero también hay que hablar de la toponimia porque hay muchas poblaciones que mantienen el nombre fenicio: Cádiz, viene de Gadir o Málaga era Malaka o Maó. Después de tantos siglos se ha conservado la toponimia fenicia", resalta.

Más allá de estos nombres, Estanyol también hace referencia a localidades como Almuñécar (Granada) o descubrimientos orfebres como el Tesoro del Carambolo, esas "joyas puramente fenicias": "El oro era español, tartésico, pero la factura de la artesanía es de manos fenicias".

Con la mirada puesta en el futuro de este lenguaje, esta docente autora de frases rotundas como "el fenicio es la lengua madre del Mediterráneo, nuestro primer alfabeto", reflexiona sobre los motivos que la han llevado a su casi desaparición.

"Se trata de una lengua que no es latina y aquí se han estudiado más las clásicas, y de las lenguas semíticas se ha estudiado el hebreo por el pasado judío medieval que hemos tenido en la península ibérica. Pero realmente el fenicio es una lengua semítica y el hebreo procede del fenicio por lo cual yo siembre he mantenido que el fenicio es la madre de muchas lenguas semíticas", concluye.

Lo más visto

  • El Html Mod no se ha encontrado