También en directo
Ahora en vídeo
TOROS | Declaraciones de los protagonistas

Juli: "Quiero volver a esta plaza, no sé si este año o el que viene"

El Juli saludando de capote a su primer toro en...

De 

Los toreros Julián López "El Juli" e Iván Fandiño abandonaban el ruedo con "sensaciones positivas" tras cortar una oreja cada uno en la tradicional Corrida de la Beneficencia, celebrada este miércoles en la plaza de toros Las Ventas, dentro del marco de la Feria de San Isidro, aunque fuera de su abono."El Juli" no quiso entrar a valorar ciertas discrepancias suscitadas por parte del tendido en la concesión del trofeo que paseó, ya que su papel está "delante del toro", y en ese sentido "lo he dado todo y me voy satisfecho con mi actuación", señaló a Efe al término del festejo."Me he encontrado a gusto con ese toro -primero de la corrida-, ha tenido clase y se ha entregado a pesar de su limitación de fuerzas, y ha habido momentos en los que me he sentido de verdad, y encima lo he matado perfecto, tirándome arriba", reconoció.Sin embargo, con el cuarto no pudo redondear el triunfo, ya que el animal, a su parecer, fue "muy complicado" para cortarle la oreja.No obstante, su paso por Madrid, plaza en la que no toreaba desde hacía dos años, ha sido "positivo" para él, ya que "ha habido momentos en que la gente se ha entregado conmigo, y tengo que agradecérselo", concluyendo su intervención con una declaración de intenciones para el futuro: "Quiero volver a esta plaza, no sé si este año o el que viene".Triunfador también en la tarde, Iván Fandiño, que cortó una oreja del quinto toro, segundo de su lote, motivo por el que se mostraba "contento", aunque "esperaba más de mí en el cómputo de las tres tardes que he toreado en Madrid"."Menos mal que ese segundo toro me ha dejado mostrar la imagen que me gusta, es decir, la de torero firme que siempre va con la verdad por delante. Además lo he matado como había que hacerlo, y Madrid lo ha valorado", declaró.Por su parte, Talavante se lamentaba del poco juego de sus toros, "un lote ingrato" por la falta de entrega del primero y el peligro que desarrolló el sexto."No ha podido ser por mucho que he tratado de poner de mi parte. Mi primero ha sido un toro que se ha dejado pero no era para torear como uno quiere, y el otro ha desarrollado muy malas ideas, buscándome el cuello y las axilas en el embroque. Una lástima de verdad", concluyó.

Lo más visto