Los exconsejeros encarcelados piden declarar ante el Supremo para salir de prisión

Los consejeros de la Generalidad cesados que están en prisión preventiva por orden de la Audiencia Nacional y el presidente de la ANC, Jordi Sànchez, presentarán este martes un escrito en el Tribunal Supremo para pedir su puesta en libertad y esgrimirán que se presentan a las elecciones del 21 de diciembre para justificar que no hay riesgo de fuga.

Según han explicado fuentes judiciales, se solicitará la puesta en libertad provisional para los consejeros cesados que están en listas electorales: Josep Rull, Jordi Turull, Joaquim Forn, además de Sànchez (JuntsxCat), Oriol Junqueras, Raül Romeva, Dolors Bassa y Carles Mundó (ERC).

Además, pedirán declarar para que el magistrado Pablo Llarena pueda conocer las circunstancias familiares y personales de cada uno y el hecho de que van a presentarse a las elecciones, para que pueda evaluar si sigue habiendo riesgo de fuga o de reiteración delictiva.

El principal argumento será el hecho de que se presentan a las elecciones convocadas por el Gobierno en base al artículo 155 de la Constitución y que son candidatos que prevén hacer campaña electoral.

Los cuatro exconsejeros del PDeCAT (Jordi Turull, Josep Rull, Joaquim Forn y Meritxell Borràs) y los otros cuatro de ERC (Oriol Junqueras, Raül Romeva, Dolors Bassa, Carles Mundó) están en prisión desde el 2 de noviembre, cuando declararon ante la jueza Carmen Lamela, entonces instructora de la causa.

En aquella ocasión, todos ellos se negaron a contestar a las preguntas de la Fiscalía y la magistrada les envió a prisión por posibles delitos de rebelión, sedición y malversación de caudales públicos.

Jordi Sànchez y el presidente de Òmnium, Jordi Cuixart, también se encuentran en prisión provisional, en su caso desde el 16 de octubre.