Boletín

¿Procede que los políticos participen en las procesiones de Semana Santa en plena campaña electoral?

Esa es la pregunta que la asociación Europa Laica ha trasladado en forma de consulta a la Junta Electoral Central.

ctv-v0s-polticos-procesiones

Redacción religión

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 12 abr 2019

Se acerca la Semana Santa y, este año, eso es sinónimo también de elecciones. Las elecciones generales, europeas, municipales y autonómicas coinciden indirectamente con la semana más importante para los católicos de España.

La Semana Santa tiene lugar del 14 de abril hasta el 21 de abril. Para cuando se esté celebrando el Domingo de Ramos, la campaña electoral ya llevará dos días en marcha. La caza del voto de los españoles por parte de las formaciones políticas arranca el próximo viernes 12 de abril y se va a prolongar hasta el 26 de este mes. 

Los oficios y las procesiones van a coincidir en el calendario con los discursos, debates - si los hay - y mítines. El papel de los representantes políticos y cargos públicos institucionales va a estar centrado en obtener apoyos de los electores y puede estarlo también en vivir los misterios de la Semana Santa. ¿O no? la pregunta está en el aire: ¿procede que participen en las procesiones de Semana Santa por ser cargos públicos institucionales estando en medio del período electoral?

Europa Laica dice NO: Iglesia y Estado deben estar separados y más en campaña electoral

Esa es la consulta que Europa Laica ha registrado el lunes ante la Junta Electoral Central.  La asociación opina que no procede, que no deberían participar. Su argumento se basa en la aconfesionalidad del Estado establecida en la Constitución Española

Además, añade que esta postura, "la no participación institucional" en estas actividades religiosas debe ser más que una pregunta, un deber.  Defienden que "debería ser exigida y cumplida en un Estado aconfesional, respetando con ello la Constitución Española respecto a la separación entre Iglesia y Estado".

Europa Laica advierte de que la situación es más grave estando en plena campaña electoral. Pone el foco especialmente en aquellos políticos que sean cabezas de lista de su formación para los comicios. En opinión de la asociación, además de incumplir la separación de Iglesia y Estado, puede incumplirse la normativa electoral.

"Su incumplimiento en periodo electoral, y mucho más cuando los participantes sean candidatos de sus respectivos partidos, conculca no solo esa separación sino más grave, la propia normativa electoral", avisa.

Tanto es así que, Europa Laica ha criticado que ningún partido a los que se les ha presentado esta demanda la ha asumido.  La asociación esperaba que se tramitara "como parte también implicada en la defensa de la neutralidad de las instituciones del Estado y más aún durante el periodo electoral".

Denuncian que la laicidad debería ser una "parte inexcusable" de la agenda de todo los partidos políticos. Para Europa Laica, es hoy "una asignatura pendiente y un déficit democrático". 

El artículo 16 de la Constitución Española

La asociación Europa Laica hace referencia a la sección tercera del artículo 16 de la Constitución Española. Ese punto reza que "Ninguna confesión tendrá carácter estatal. Los poderes públicos tendrán en cuenta las creencias religiosas de la sociedad española y mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la Iglesia Católica y las demás confesiones".

La participación de los políticos y cargos públicos en las festividades católicas supondría, para Europa Laica, dar carácter estatal a la confesión católica. No obstante, la segunda parte de ese tercer punto recuerda las "relaciones de cooperación con la Iglesia Católica y las demás confesiones". 

Ese es el tercer punto, pero los dos anteriores podrían esgrimirse como contra-argumento a la pretensión de los laicistas. El primer apartado establece la "libertad ideológica, religiosa y de culto" y el segundo que "nadie podrá ser obligado a declarar sobre su ideología, religión o creencias"

Lo más