ESTAR INFORMADO

  • CIS | El PSOE sube medio punto en una encuesta anterior a la polémica por la tesis de Sánchez

Santoral del lunes, 9 de enero de 2017

San Adrián de Canterbury

Tras el Ciclo de Navidad, comenzamos la primera parte del Tiempo Ordinario que se verá interrumpida el 1 de marzo con el Miércoles de Ceniza que marca el inicio de la Cuaresma. En este día la Iglesia nos presenta a San Adrián de Canterbury. Oriundo de África llegará a Italia, a Nérida, concretamente cerca de Nápoles, donde el Papa San Vitaliano le pide que vaya a la zona inglesa de Canterbury para predicar el Evangelio.

cope.es cope.es

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 20:33

La petición no es secundada totalmente por el joven Adrián quien pide que se vaya San Teodoro, al que él, en ese caso, sí se compromete a ayudarle. La idea agradó al Pontífice al verle dispuesto a colaborar en la tarea evangelizadora del mundo anglosajón. Por eso le nombra colaborador y administrador en la tarea de difundir la Fe en ese lugar. Nada más llegar allí, San Teodoro le nombra Abad del Monasterio de San Pedro y San Pablo de Canterbury. Adrián, una vez en la Abadía, se dedica al estudio y la enseñanza, así como a la explicación del latín, el griego y lasa reflexiones filosóficas y teológicas de los Padres de la Iglesia. Su muerte ocurre el 9 de enero del año 710. Su vida por zonas de Inglaterra han transcurrido durante treinta y nueve años, durante los cuales ha sido un verdadero testigo de la Buena Nueva de Cristo, en la que ha profundizado y la ha vivido. No en vano las gentes de aquel lugar donde fue enviado por el Papa, reconocen su santidad de vida. Iconografía:Se le representa con el Báculo signo de su dignidad de Abad. Otros Santos: Eulogio, Julián y Basilisa.

Lo más