Una madre aborta a los 7 meses de gestación y su pareja emprende acciones judiciales contra ella

Juan Pablo contó con el apoyo de miles de personas que conocieron su triste realidad mediante los medios o las redes sociales

Una madre aborta a los 7 meses de gestación y su pareja emprende acciones judiciales contra ella

 

Redacción Religión

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 19:32

A Juan Pablo le arrebataron la posibilidad de ser padre, pese a que su hijo llevaba siete meses de gestación. El parto transcurrió sin complicaciones, pero el pequeño no nació por decisión de su madre que, bajo el pretexto de no estar preparada para traer un niño a este mundo, decidió abortar. Una práctica que se llevó a cabo bajo el amparo de una sentencia de la Corte Constitucional de Colombia, país de origen de la pareja.

Ante tal decisión, Juan Pablo no se quedó de brazos cruzados, y emprendió una batalla judicial, pese al cual no logró el objetivo de salvar a la criatura, que incluso ya tenía nombre: Juanse.

No obstante, los problemas entre Juan Pablo y su pareja comenzaron el pasado mes de septiembre, cuando supieron que ella estaba esperando un bebé. Sin embargo, antes de concluir 2019, Juan Pablo no supo más de su pareja. De hecho, conoció las intenciones abortistas de ella a través de terceras personas, no porque su pareja se lo comunicara directamente.

“Ella decía que quería continuar con su carrera profesional y que no tenía los medios económicos para sacar al bebé adelante. También afirmaba que conmigo había terminado supuestamente la relación hace seis meses y que no se sentía preparada para ser mamá”, relató Juan Pablo en diferentes entrevistas a medios colombianos.

Juan Pablo no se vio solo en su lucha por salvar a su futuro hijo, ya que contó con el apoyo de miles de personas que conocieron su triste realidad mediante los medios o las redes sociales.

 


Ante el revuelo, la jueza que llevó el caso encargó a una empresa proabortista de Colombia, 'Profamilia', un informe sobre el caso. La entidad privada aseguraba que el aborto era posible porque se daban una de las premisas que rigen las leyes colombiana: cuando exista una malformación fetal que haga inviable su vida extrauterina; en los casos en que el embarazo sea producto de violación, y en los eventos en los que la continuación del embarazo constituya peligro para la vida o salud de la mujer.

Sin embargo, el caso no se ajustaba a ninguno de las tres supuestos, tal y como afirma Juan Pablo. Pese a todo, tras el asesoramiento de 'Profamilia' a la pareja de Juan Pablo, de 22 años de edad, se llevó a cabo el aborto. Cuando se produjo el desenlace, Juan Pablo pidió que le entregaran a su hijo para enterrarle y darle cristiana sepultura, y advierte que irá contra todos aquellos que han participado en el aborto.

La Iglesia colombiana, consternada tras conocer la noticia

Los obispos colombianos han manifestado su “tristeza, consternación y solidaridad”. En una declaración la Conferencia Episcopal manifestó: “Hemos visto perplejos cómo las instituciones de este país no garantizaron los derechos del padre que, con persistencia y tenacidad, luchó por la vida de su hijo a través de los conductos regulares. La vida es sagrada, el aborto es una injusticia que clama al cielo y una gravísima herida a la sociedad, que no es posible construir la paz implantando esta pena de muerte contra los más pequeños e indefensos”.

 


Los obispos también pidieron a las autoridades que atiendan este clamor por la vida y convocaron al pueblo católico a jornadas de oración por el derecho a la vida, tan vulnerado –según la Iglesia– por recientes sentencias judiciales.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

Lo más

En directo

Directo Poniendo las Calles

Poniendo las Calles

Con "El Pulpo"

Escuchar