Día mundial contra la trata

Francisco pide escuchar "el grito de las víctimas del tráfico criminal" de personas

Las organizaciones católicas condenan todas las formas de esta forma de "esclavitud moderna" y el Papa Francisco hace una llamada a recuperar la dignidad de las personas

ctv-h4y-cq5damthumbnailcropped750422
  • item no encontrado

Redactor de Religión

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 12:45

Por cuarto año consecutivo, el 30 de julio se celebra el día mundial contra la trata, propuesto por la ONU. El papa Francisco ha pedido en un tuit escuchar el grito de tantos hermanos explotados de esta manera. “No son mercancía, son personas humanas y como tal deben ser consideradas”, ha escrito. Manos Unidas propone para esta jornada medios concretos para luchar contra el tráfico de personas y reclama que sea abolida esta esclavitud moderna.

Manos Unidas, que ha financiado 21 proyectos relacionados con víctimas de la trata en diferentes regiones de África y Asia, también ha propuesto, en un comunicado, modos concretos para luchar contra el tráfico de personas y ha reclamado que sea abolida la “esclavitud moderna”. La organización recuerda en su comunicado que "las víctimas del tráfico de personas, se ven sometidas a las más diversas formas de explotación y abusos, como la prostitución, trabajos forzados, mendicidad, servidumbre, matrimonio forzado y trasplante de órganos, entre otras". Y recuerdan que desde las asociaciones "se trabaja también para prevenir la trata, un delito y una de las más graves vulneraciones de los Derechos Humanos que es considerada una nueva forma de esclavitud o esclavitud moderna”. 

La situación española

Desde el proyecto Esperanza de las Adoratrices, que trabaja por atender a las mujeres víctimas del tráfico de personas, condenan firmemente la trata en todas sus formas. Ana Almarza, directora de este proyecto, en declaraciones a Cope señaló que en el primer semestre de 2018, Proyecto ESPERANZA-Adoratrices ofreció apoyo integral a 90 mujeres, siendo el 51% solicitantes de asilo en el Aeropuerto Adolfo Suárez de Madrid.

Este proyecto ha ofrecido apoyo a más de 1.000 mujeres víctimas de trata de 60 nacionalidades diferentes en sus 19 años de historia. Para Almarza es necesario “condenar firmemente la trata de personas en todas sus formas, ya que constituye un delito y una grave amenaza para la dignidad y la integridad física de las personas, los derechos humanos y el desarrollo”.

“En nuestro trabajo de sensibilización, incidencia y formación vemos que aún existen confusiones en la interconexión de fenómenos asociados a la trata. Por ello, queremos contribuir a visibilizar la complejidad de la Trata en todas sus versiones, distinguiendo algunos fenómenos como tráfico, prostitución, migración y asilo”, añadió.

Etiquetas

Lo más