Boletín

El Papa celebra su sexto aniversario como pontífice fuera de Roma y en su año más viajero

Se encuentra junto a miembros de la Curia en Ariccia de retiro. Con 82 años, lleva 27 viajes internacionales a sus espaldas y le esperan más en 2019

ctv-6ws-papa-francisco-sexto-aniversario
@evaenlaradio

Corresponsal de COPE en El Vaticano

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 09:25

El Papa Francisco celebrará este miércoles el sexto aniversario de su elección junto a miembros de la curia de Roma, en una casa de espiritualidad cercana a Roma, en la localidad italiana de Ariccia.

Es un aniversario que siempre celebra en privado, y que en esta ocasión coincide con los cinco días de retiro espiritual que realiza cada año al comienzo de la cuaresma, acompañado por alguna de las personas que le ayudan en el gobierno de la iglesia desde Roma.

A los 82 años afronta en año más viajero de su pontificado. En estos últimos 6 años ha realizado 27 viajes internacionales, lo que significa que está manteniendo un ritmo superior al de San Juan Pablo II, que no olvidemos fue elegido con sólo 58 años.

A nadie se le esconde que la agenda diaria del Papa resultaría agotadora para una persona mucho más joven, puesto que sus jornadas de descanso se cuentan con los dedos de la mano. En agosto de 2014, durante la rueda de prensa de regreso de su viaje a Corea del Sur, aseguraba a los periodistas: “la última vez que tomé vacaciones fuera de casa fue en 1975. Desde entonces las tomo –¡de verdad!—en mi hábitat. Cambio de ritmo, duermo algo más, leo cosas que me reposan, escucho algo de música, rezo más…Y todo eso me descansa”.

En la agenda del papa de los próximos meses se encuentran varios viajes confirmados. El primero será a Marruecos, durante los próximos 30 y 31 de marzo, donde abordará, entre otros, el problema de los refugiados. Las 48 horas que pasará en el país estarán también llenas de contenido ecuménico e interreligioso.

El cuarto viaje de 2019 tiene como destino Bulgaria y Macedonia del 5 al 7 de mayo. La visita a Macedonia, la primera de un papa, incluye un recuerdo especial hacia la Madre Teresa de Calcuta, la santa albanesa y universal nacida en Skopje en 1910.

En la hoja de ruta del papa para su sexto año de pontificado se incluye también un viaje a Rumanía del 31 de mayo al 2 de junio.

Y aunque todavía no se han confirmado oficialmente las fechas, el propio Francisco adelantó que en noviembre viajaría a Japón. Se habla también de la más que posible visita a Mozambique y a Madagascar antes de que concluya 2019.

Sobre la mesa queda otra gran propuesta, nada menos que un viaje a Ur de Caldea, la ciudad natal de Abraham. Este destino estuvo también en la mente de San Juan Pablo II, que no pudo realizarlo por el conflicto bélico que atravesaba la zona. El Papa Francisco ha recibido una invitación formal del presidente iraquí, Barham Salih, a través del secretario de Estado, Pietro Parolin.

¿Habrá más novedades en este sexto año de pontificado?

Como los mandatos en el Vaticano son de cinco años, a lo largo de los próximos meses podría haber relevos de altos cargos. También es previsible que Francisco convoque un nuevo consistorio. Los cardenales dejan de ser electores cuando cumplen los 80 años, y al menos se necesitaría cubrir “las vacantes” de unos 10, que en los próximos meses cumplen esa edad.

Sabemos, por ejemplo, que el próximo 25 de marzo, fiesta de la Anunciación del Señor, el papa Francisco visitará el Santuario de Nuestra Señora de Loreto. Allí ofrecerá a la Virgen la exhortación postsinodal del Sínodo de los Obispos, que se celebró el pasado mes de octubre sobre el tema: “Juventud, fe y discernimiento vocacional”. Francisco ha escogido ese lugar tan especial para firmar la carta dedicada a los jóvenes porque se trata precisamente de las mismas paredes en las que según la tradición cristiana, crecieron la Virgen y el Niño Jesús.

Otro de sus próximos grandes retos es el Sínodo del mes de octubre, que abordará en Roma la evangelización y la situación social que atraviesan las poblaciones que viven en la Amazonia.

Todo este programa se añade a su agenda habitual: recibe a las conferencias episcopales de los distintos países, a jefes de Estado y a participantes de congresos y encuentros que cada semana organizan los departamentos del Vaticano, asiste a las audiencias generales, preside las ceremonias litúrgicas más importantes en San Pedro y junto a la agenda oficial mantiene otra paralela, privada, en la que también recibe a numerosas personas y grupos y realiza llamadas de teléfono a todo el mundo.

Lo más