COPE

El efecto videollamada, aumenta los retoques faciales; estos son los más demandados

Además de este efecto videollamada, hay otras causas que han hecho que suba la demanda de tratamientos estéticos en esta nueva normalidad

El efecto videollamada provoca un aumento de los retoques faciales

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 11:44

SI algo nos está dejando la pandemia es el teletrabajo que parece que ha llegado para quedarse y por supuesto las tecnologías. La mitad del tiempo que hemos pasado confinados por la pandemia de la covid-19 lo hemos pasado conectados. En el caso de los más jóvenes hasta tres veces más de lo habitual de media.

“El aumento de las horas conectados y la necesidad de realizar cada vez más videollamadas para comunicarnos ha hecho que muchas personas se planteen cuestiones de su aspecto con las que no están conformes y hemos notado un gran aumento de las citas para retoques faciales e incluso para operaciones de pecho estos meses post- confinamiento”, explica el doctor José María Franco.

La nueva forma de comunicarnos ha provocado lo que los expertos denominan “efecto videollamada”, porque nos ha hecho ser más conscientes de nuestro aspecto y de los aspectos de nuestra apariencia con los que nos estamos conformes.

Es muy significativo el dato que se desprende de un estudio social de Highfive que dice que “el 48% de los españoles confiesa estar más pendiente de su aspecto físico en las videollamadas que de la propia conversación”. Y el envejecimiento sigue siendo una de las mayores preocupaciones.

Además de este efecto videollamada, hay otras causas que han hecho que suba la demanda de tratamientos estéticos en esta nueva normalidad. Existe una gran necesidad de verse y sentirse bien, de cuidarse y de encontrarse lo mejor posible en estos duros tiempos de pandemia. También se han modificado nuestros hábitos con el uso diario de mascarillas, pantallas protectoras, guantes y geles hidroalcohólicos sobre todo.

TRATAMIENTOS SIN CIRUGÍA

Constituyen la solución para aquellas personas que quieren un efecto lifting médico estético sin pasar por quirófano. Los tratamientos faciales que no implican cirugía no tienen preoperatorios, postoperatorios, ni periodos de recuperación asociados y son menos invasivos.

La principal finalidad es la de rejuvenecer tu rostro y eliminar temporalmente algunos signos de la edad como pueden las arrugas o suavizar distintas expresiones faciales, así como, devolver el volumen y la vitalidad.

Los pacientes acuden a los tratamientos estéticos para mejorar su aspecto físico pero también para mejorar su autoestima, entre ellos aplicaciones de bótox y de ácido hialurónico.

Bótox

La toxina botulínica o Bótox es una sustancia que ayuda a corregir las arrugas faciales que aparecen con la edad, como consecuencia de la contracción repetida de los músculos en la zona de la frente, entrecejo y el área periocular, que afectan estéticamente tanto a hombres como en mujeres.

‘Yo no soy partidario de preconizar su uso con un fin preventivo para evitar su aparición temprana, hay que esperar a que las arrugas hayan hecho acto de presencia, entre los 35-40 años’’, afirma el Dr. José María Franco.

Consiste en la infiltración mediante una aguja extrafina de la toxina botulínica en el músculo de la zona que se desea tratar, produciendo su relajación e inhibiendo el movimiento de éste. Se realiza en una sesión ambulatoria, entre 10 a 15 minutos, es prácticamente indolora y no precisa de la aplicación de anestesia previa.

Los resultados se aprecian a los tres días; y dura entre 4 a 6 meses, momento en el que irá desapareciendo progresivamente el efecto de la toxina.

Ácido Hialurónico

Los rellenos de ácido hialurónico se utilizan para disimular surcos y arrugas faciales; el ácido hialurónico mejora el aspecto de la piel favoreciendo su hidratación y su vitalidad, y en ocasiones aporta un efecto lifting.

El tiempo aproximado de la aplicación del relleno en cada sesión es de 10 a 15 minutos. Tras la sesión se presenta una ligera inflamación sin que esto pueda afectar a su actividad diaria de forma absolutamente normal. Los resultados se aprecian el mismo día y tienen una duración de entre 6 meses y un año.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo