COPE

Audio

Antonio Herraiz: "Trump sale tocado y ha cavado su propia tumba"

El presentador de 'Mediodía en COPE' se refiere a las consecuencias sobre el asalto al Capitolio estadounidense

Antonio Herraiz

Mediodía COPE

Tiempo de lectura: 3Actualizado 15:20

Te voy a poner dos sonidos. Entre un sonido y otro apenas han pasado 12 horas. El primero es el del asalto al capitolio. El segundo es la ratificación de Joe Biden, como presidente de EEUU.

El primero es el del caos, el de una falta de previsión de seguridad absoluta en el país más importante del mundo, que esta mañana se ha cobrado varias dimisiones, de poco peso político, como la del viceconsejero de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Matt Pottinger.

Una vez que el Congreso norteamericano ha ratificado a Joe Biden como presidente de EEUU, todas las miradas se dirigen a Donald Trump. Anuncia una transición ordenada después del asalto al capitolio, pero sigue sin reconocer el resultado electoral. ¿Puede ser destituido, después de lo ocurrido, de la Casa Blanca antes del 20 de enero, que es la fecha en la que tomará posesión Joe Biden? La opción del impeachment, que es un proceso de destitución, en principio se descarta porque es un procedimiento complejo y no habría tiempo material suficiente.

Lo que sí que está cobrando peso en las últimas horas es que Donald Trump sea sustituido por su vicepresidente si se demuestra su incapacidad para ejercer el cargo. Esto está contemplado en la vigésimo quinta enmienda de la Constitución, aunque tienen que estar de acuerdo el vicepresidente y una mayoría del gabinete de Donald Trump. Tendría que ser aprobado por 2/3 de las dos cámaras del congreso de EEUU. Es una opción, si, también complicada, y aunque no salga finalmente adelante, la mayoría de analistas coinciden en que, tras este asalto y esas imágenes que han dado la vuelta al mundo, Donald Trump sale muy tocado. Lo ha señalado en Herrera en COPE, José Antonio Gurpegui, catedrático en estudios norteamericanos e investigador del instituto Franklin de la universidad de Alcalá.

“La dimensión de lo acontecido ayer es de tal magnitud que Trump ha perdido muchísimos apoyos, incluso el del propio vicepresidente. Trumpa ha cavado su propia tumba o se ha lanzado al abismo y no hay ya vuelta atrás en su legado”, explicaba Gurpegui.

Por lo demás, hoy en España se sigue hablando de la vacuna cuando la curva de la pandemia sigue desbocada y obliga a Cataluña, a Extremadura, a La Rioja o a la Comunidad Valenciana a intensificar las restricciones.

Han pasado apenas unas horas desde que la agencia europea del medicamento haya dado el visto bueno a la vacuna de la farmacéutica Moderna. Va a llegar a España, según el Ministro de Sanidad, Illa, a finales de la semana que viene esta vacuna de Moderna. En seis semanas recibiremos 600.000 dosis y esta vacuna cohabitará con la de Pfizer, cuya administración va mucho más lenta de lo previsto y se está poniendo de forma muy desigual dependiendo de las comunidades autónomas. a día de hoy solo se han puesto el 18% de las dosis que han llegado a España, algo que para el presidente de la asociación española de Vacunología, Amós García Rojas, debe llevar a una reflexión a las comunidades que peor lo están haciendo.

“Que hay que vacunar a una velocidad de crucero, totalmente de acuerdo. Hay que vacunar a un ritmo más que adecuado en el contexto de que tenemos que ir protegiendo a la población más vulnerable. No entendamos que la velocidad de crucero sea diferente según las comunidades autónomas. Por favor que analicen, evalúen y les pongan solución”, indicaba el presidente de la asociación española de Vacunología.

Una vez que han pasado las fiestas no hay excusas y si no se acelera el proceso, no llegaremos a esa previsión que ha fijado el verano, finales de verano, para conseguir la vacunación del 70% de la población española.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo