'Herrera en Cope'

Martínez-Maíllo: "La semana que viene propondremos al candidato a presidir la Comunidad de Madrid"

El dirigente popular no ha confirmado si Ángel Garrido sucederá a Cifuentes, si bien ha dicho que en el PP "hay mucho banquillo" 

 

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 15 jun 2018

Fernando Martínez Maíllo, coordinador general del PP, ha señalado este jueves que “todavía no se ha tomado la decisión” de si Ángel Garrido, presidente en funciones de la Comunidad de Madrid, ocupará el cargo de la malograda Cristina Cifuentes. “Es el partido a nivel nacional el que tiene que tomar la decisión, pero estamos hablando con las personas importantes del PP de Madrid. No se trata de imponer a nadie por gusto y capricho”, ha asegurado el dirigente popular ante los micrófonos de 'Herrera en COPE'. En este sentido, ha dicho que el hecho de que haya sido vicepresidente con Cifuentes no lastrará un hipotético nombramiento.

“Ahora hay que proponer a un candidato a la presidencia de la Comunidad de Madrid y eso será la semana que viene, en torno al lunes, martes o miércoles”, ha señalado, incidiendo en que en el PP “hay mucho banquillo” y que el partido “está por encima de las personas”.

Martínez-Maíllo también se ha pronunciado sobre la relación entre la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, y la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, después de que no se dirigieran la palabra en los actos del Dos de Mayo celebrados en la Comunidad de Madrid. Precisamente, sus nombres son los que se barajan para suceder a Cifuentes. “A mí no me consta que se lleven mal”. La relación, “al menos en términos de coordinación partido-gobierno, es perfecta”, ha dicho. Eso sí, ha bromeado con que no sabe “si se invitan a las comuniones” de sus hijos porque “en política tampoco se trata de que todo el mundo sea amigo íntimo”.

El coordinador general del PP se ha pronunciado sobre CS ahora que las encuestas lo sitúan como la primera fuerza política en intención de voto de la Comunidad de Madrid. A este respecto, ha dicho que son “como la liga porque en términos futbolísticos aún no ha empezado y algunos ya se las han creído”. En las encuestas “puede que un recién ascendido esté el primero durante 1, 2 o 3 semanas pero al final lo que vale es la trayectoria”, ha zanjado. Además, ha dicho que “hay muchos que pueden morir de éxito”, en relación a los integrantes de la  formación naranja.

En cuanto a la polémica en torno al máster de Cifuentes y al robo de las cremas, Martínez-Maíllo ha señalado que “cuando surgió el problema se pudo gestionar de otra manera”, si bien ha dicho que ahora “no sirve de nada” reparar en ello más que para “melancolía”.

El dirigente popular también ha hablado sobre las declaraciones del ministro de Justicia, Rafael Catalá, en 'Herrera en Cope' , donde dijo que el magistrado que emitió el voto discrepante en la sentencia de La Manada “tiene un problema singular”. “Es evidente que ese voto particular ha chirriado en las conciencias de muchísima gente. El ministro tiene derecho a opinar y ha colocado el debate en si existe necesidad de intimidación” o violencia para hablar de una violación, como exige actualmente el Código Penal, ha excusado el dirigente popular.

Martínez-Maíllo también ha asegurado que "no existen ningunas conversaciones" con el PNV tendentes ni al acercamiento de presos de ETA ni a ninguna otra "compensación" a la banda terrorista por anunciar su disolución. A este respecto, ha criticado el "fin de ETA en fascículos" que, en realidad, no es más que "pura propaganda" de la banda terrorista para "intentar cambiar el relato de lo que sucedió, que es que hubo unos asesinos que mataron".

El dirigente popular ha sido preguntado por unas declaraciones del portavoz del partido en el Parlamento vasco, Borja Sémper, en las que sugería cambiar algunos protocolos para los presos etarras, y ha zanjado que aquella fue una "opinión personal como una opción de futuro", pero ha recalcado que en estos momentos no hay ningún planteamiento al respecto.

Lo más