Alfredo Martínez, catedrático de nutrición: "La leche no puede ser mala per se"

Alfredo Martínez, catedrático de nutrición de la Universidad de Navarra, explica en Herrera en Cope los beneficios y problemas del consumo de leche

 

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 11:43

Acudir al supermercado se antoja ya un trámite complicado. En los estantes se amontonan los productos "similares" que la industria alimentaria fabrica. Las etiquetas 'bio', 'ligth', o 'sin aciete de palma' multiplican las posibilidades del consumidor a la hora de elegir un artículo. Aunque, sin duda, el producto por excelencia con más derivados es la leche. Una por la que se ha reabierto el debate de su consumo y sus posibles efectos contradictorios para la salud si la leche que se ingiere es cruda. 

Alfredo Martínez, catedrático de nutrición de la Universidad de Navarra y presidente de la Unión Internacional de Ciencias de la Nutrición, ha ratificado en Herrera en Cope que la leche "no es mala per se", aunque ha reconocido que depende de las cantidades, que deben ser moderadas, pero sobre todo, apropiadas a cada persona, porque no debe consumir leche de la misma forma un niño que un adulto. Alfredo Martínez ha insistido en la idea de que la leche es necesaria y no puede ser mala en sí misma, pero que existen personas con intolerancias o alergias que no la toleran: "No se puede decir que a todo el mundo le sienta bein, pero tampoco mal".

Además, ha confirmado que la leche tiene grasas saturadas, aunque relativamente bajas, pero que contiene otros nutrientes muy positivos y necesarios para las personas. Alfredo Martínez también ha explicado que existen tantos tipos de leche porque en la actualidad la sociedad requiere un mercado funcional que se ajuste a las necesidades de cada uno de los ciudadanos. Por alergias, intolerancias o gustos.

Por otro lado, ha recordado que la suplementación no es necesaria cuando una persona se alimenta de forma correcta y variada y que hay que tener precaución porque la nutrición está sujeta muchas veces a intereses exteriores a lo que es la propia alimentación.

Lo más