También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
VIRGEN DE LOS DESAMPARADOS

València se volcó en el homenaje a la Patrona

Decenas de miles de valencianos se echaron a la calle para rendir homenaje a la Virgen de los Desamaparados en su día grande. Desde la apertura de la Basílica a las 3.30 de la madrugada hasta la llegada de la procesión esta noche a las diez y media, un rio interminable de devotos la veneraron y vitorearon. Multitudinaria fue la Missa de Infants presidida por el Cardenal Cañizares con el que concelebraron el cardenal arzobispo emérito de Pam,plona Fernando Sabestián y los obispos de la Comunidad Valenciana.

virgen
  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos

Decenas de miles de valencianos se lanzaron a la calle el domingo para exteriorizar su devoción por la patrona, la Mare de Déu dels Desamparats, para dar gracias a Dios por su amparo y protección en una jornada auténticamente primaveral, con sol y temperaturas frescas y en la que la emoción estuvo a flor de piel en todo momento y se desbordó de forma contenida eso sí. 
Surtieron efecto las medidas implantadas por la Basílica de la Virgen para mejorar el orden y la seguridad después de la caída el año pasado de una de las dos pesadas puertas de bronce de los pies del templo, que no alcanzó a nadie  “por un milagro por intercesión de la Virgen” como dijo el Arzobispo al final de la procesión del pasado domingo.
Ya desde la Misa de Descoberta, que ofició de forma primorosa el sacerdote.... se notó que los devotos tomaban parte en la fiesta de una forma más comedida, sin que ello significara menos devoción  en absoluto.

A las 8, puntual, comenzaba la Missa d'Infants con la plaza abarrotada de fieles, en una mañana muy fresca, con 13 grados de temperatura, y un viento molesto que derribó hasta en 4 ocasiones uno de los maceteros colocados delante del escenario.

Presidió el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares. Con él, como es habitual, los obispos de la Comunidad Valenciana, otros obispos valencianos al frente de distinta diócesis, y este año con un invitado especial. El cardenal Fernando Sebastián, arzobispo emérito de Pamplona y Tudela, una de las figuras más importantes del episcopado español en las últimas décadas y al que se deben algunos de los documentos más relevantes de la Conferencia Episcopal Española desde la Transición hasta nuestros días.

Nada más concluir la misa, se abrieron las puertas de la Basílica y los fieles pudieron entrar sin avalanchas ni aglomeraciones, de forma ordenada. EL traslado de la imagen procesional, llevada en volandas por los devotos, fue de los más rápidos que se recuerdan porque salió  a las 10,30 y entraba en la puerta de los Hierros de la Catedral a las 10,57.

EL cardenal presidió luego la solemne misa pontifical ante la imagen peregrina en la catedral que llevaba abarrotada desde dos horas antes prácticamente.

Y ya por la tarde a partir de las 18,30 daba comienzo la procesión de la Virgen de los Desamparados que se prolongó cuatro horas, porque no concluyó hasta las 22,30 de la noche con la llegada de la patrona a su basílica y el canto del himno de la coronación. 

Especialmente ovacionada fue la vibrante entrada a la plaza de la Virgen del destacamento militar que, antes de flanquear la imagen durante todo el recorrido, le rindió honores a la salida por la puerta de los Apóstoles de la Catedral, a los sones del himno nacional. Los seis soldados recibieron a la imagen de la patrona rodilla en tierra, con la cabeza inclinada y presentando armas.

No cesó la patrona de Valencia de recibir piropos, vítores y plegarias a gritos en las abarrotadas calles del recorrido, bajo un diluvio de pétalos especialmente en las calles Caballeros, Bolsería y Avellanas, en la procesión que tras la Virgen de los Desamparados era ascompañada por elc ardenal Cañizares y sus obispos auxiliares.  

Lo más visto

  • Letf1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado