También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
PP CONGRESO (Ampliación)

Casado defiende su candidatura de integración con el apoyo de María San Gil

El candidato a presidir el PP Pablo Casado ha asegurado hoy que apuesta por la integración y quiere que el resto de aspirantes a liderar el partido, incluidos los que perdieron la primera vuelta, tenga un sitio en su candidatura en el próximo Congreso extraordinario.

  • Agencia EFE

El candidato a presidir el PP Pablo Casado ha asegurado hoy que apuesta por la integración y quiere que el resto de aspirantes a liderar el partido, incluidos los que perdieron la primera vuelta, tenga un sitio en su candidatura en el próximo Congreso extraordinario.

Así lo ha manifestado, en un acto hoy en Madrid, en el que ha contado con el apoyo de la expresidenta del PP del País Vasco María San Gil, a quien ha definido como "una referencia moral y política imprescindible" en España.

Casado le ha ofrecido a San Gil ser en su candidatura "lo que quiera, cuando quiera y como quiera", porque representa la "esencia de los principios y valores del PP" que él reivindica.

Según Casado, la integración de candidaturas "se va a dar" una vez que se produzca la segunda vuelta de la votación en el Congreso y ha reconocido que "por supuesto que hay que integrarse" pero no antes de que elijan los compromisarios. "Iremos todos unidos", ha aseverado.

En el acto, Casado ha estado acompañado también del presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido; el líder opositor venezolano Lester Toledo, los padres de Leopoldo López y otros miembros de la comunidad venezolana en Madrid.

El presidente madrileño ha recordado que, aunque ha votado a María Dolores de Cospedal en la primera vuelta, ha estado además "muchos años" con Casado, al que conoce desde hace tiempo, y ha destacado el "magnífico resultado" de éste en Madrid, "incontestable" y "no solo en votos".

Porque, aparte de que mucha gente ha votado a Casado en la Comunidad madrileña, le quiere "aún mas gente", lo que, a juicio de Garrido, tiene más mérito.

Por su parte, Casado ha dejado claro que no va a "hacer más debate sobre el debate" que ha pedido con Soraya Sáenz de Santamaría, la otra candidata, y se va a dedicar a hablar de los principios y valores que defiende y que son "la columna vertebral" del PP, porque es necesario salir de la "endogamia", ha advertido.

"Necesitamos convencer, no solo vencer" ha afirmado, en referencia a que no se trata de una cuestión aritmética de qué apoyos tiene cada uno, ni de perfiles, sino de construir un partido "fuerte y unido".

En declaraciones posteriores a los periodistas, Casado ha reaccionado ante el anuncio de Sáenz de Santamaría de que "hay que darle una vuelta" a la posibilidad de vender la sede de la calle Génova, en Madrid.

Para Casado, el problema del PP es de "fondo" y no "la sede, ni un logotipo, ni un himno, ni un nombre", por lo que para "reconectar" con la sociedad y el electorado no se trata de cambiar de edificio, sino de defender una posición firme en Cataluña, bajar impuestos y unos principios de unidad de España y valores como la familia.

Así, ha explicado que tiene "pleno respeto" a la candidatura de Sáenz de Santamaría, con quien ha dicho que mantiene una excelente relación y nunca ha criticado, y sus comentarios sobre la gestión realizada en el Gobierno en la pasada legislatura son "una crítica constructiva" sobre lo que se hizo en una situación complicada.

También ha celebrado que haya compañeros de su partido que antes "censuraban" su propuesta de ilegalizar partidos independentistas y ahora lo "empiezan a ver", porque es una cuestión urgente para no tener una política reactiva sino preventiva frente al proceso soberanista catalán u otros conflictos.

Lo más visto

  • Letf1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado