También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
EN 'LA LINTERNA'

La Vía Láctea tuvo una hermana gemela.

El director de la revista 'Quo', Jorge Alcalde, explica en 'La Linterna' el descubrimiento de algunos restos de la galaxia M32.

Galaxia espiral. Foto: Agencia EFE.
  • COPE.es

Los científicos han descubierto restos de la galaxia M32. Una galaxia hermana de la Vía Láctea y de Andrómeda que formaba parte del grupo local de galaxias. Lo ha contado en 'La Linterna' el director de la revista 'Quo', Jorge Alcalde. A este grupo de galaxias pertenecen la Vía Láctea, todo el Sistema Solar y Andrómeda.

Se sabe que la M32 era una galaxia intermedia entre Andrómeda y la Vía Láctea. “Se supone que Andrómeda fue quién devoró a la M32, porque las galaxias más grandes se comen a las más pequeñas”, ha explicado Alcalde. Esa gran galaxia fue casi totalmente destruida hace dos mil millones de años, pero ha dejado rastro de estrellas difusas que se encuentran en esa zona, y ahora ha sido detectada por unos telescopios de gran precisión. Los científicos han descubierto que la huella de las estrellas que conformaban aquella galaxia desaparecida todavía está en el espacio. Estos restos siderales pueden servir para determinar qué sucedió en aquella colisión entre Andrómeda y la M32. El director de la revista Quo comenta que según los estudios científicos la fusión de galaxias es un fenómeno que se puede volver a producir. Este fenómeno puede originar un gran cataclismo cósmico dentro de miles de millones de años, ha precisado el colaborador. El equipo de expertos utilizó modelos realizados por ordenador para juntar todas las evidencias sobre la existencia de esta galaxia perdida. Estas pruebas revelaron que se trataba de la galaxia M32, hermana de la Vía Láctea.

  • Letf1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado