También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
VIOLENCIA CALLEJERA

Piden entre 18 y 23 años de cárcel a dos acusados de kale borroka en Navarra

La Audiencia Nacional juzgará a partir de mañana al etarra José Javier Oses y a Íñigo Gulina acusados de haber cometido varios actos de lucha callejera (kale borroka) contra sedes de partidos, cajeros y vías férreas en diferentes puntos de Navarra, unos hechos por los que se enfrentan a entre 18 y 23 años de cárcel.

  • Agencia EFE

La Audiencia Nacional juzgará a partir de mañana al etarra José Javier Oses y a Íñigo Gulina acusados de haber cometido varios actos de lucha callejera (kale borroka) contra sedes de partidos, cajeros y vías férreas en diferentes puntos de Navarra, unos hechos por los que se enfrentan a entre 18 y 23 años de cárcel.

El juicio contra Oses y Gulina, que fueron detenidos en 2007 pero luego huyeron a Francia y Alemania, respectivamente, se celebrará ante la sección primera de la Audiencia Nacional, tribunal que ya ha condenado a uno de los cinco procesados por estos hechos, Aitor Torrea, y absuelto a otro, mientras que el quinto, David Urdín, permanece huido.

Según el escrito de acusación de la Fiscalía, los hechos se remontan a los años 2004, 2005, 2006 y 2007, cuando los acusados participaron presuntamente en varios actos de vandalismo "guiados por la intención de colaborar con los fines de Segi-Harrai".

En concreto, a Oses se le acusa de colocar un artefacto en la sede del PSOE de Burlada en mayo de 2004 que explosionó y causó daños materiales y que introdujo en el edificio gracias a que el ya sentenciado por estos hechos, Aitor Torrea, que vivía allí, le dio las llaves.

También arrojó, según el fiscal, pintura roja y amarilla sobre la fachada de la sede del PSOE en Tafalla en noviembre de 2005 y en febrero de 2006 ambos acusados arrojaron, según el fiscal, dos artefactos incendiarios contra una máquina de reparación de vías férreas en Unzúe.

La mayoría de los actos de kale borroka que se les atribuyen tuvieron lugar en 2007. En mayo, ambos lanzaron supuestamente cuatro artefactos incendiarios o cócteles molotov contra una sucursal y un cajero de Pamplona y ese mismo mes Gulina seccionó un cable de la línea férrea de Alsasua-Tudela a la altura de Oloriz.

En agosto de 2007, Gulina cortó presuntamente otro cable de la catenaria de la vía Castejón-Pamplona y un mes después Osés lanzó cuatro artefactos incendiarios contra la fachada de Correos de la plaza de Huarte.

El fiscal les acusa también de otros actos de sabotaje de vías férreas cerca de Arbizu, de Irirzun-Iza y en la vía Pamplona-Castejón ocurridos en septiembre y octubre de 2007; de arrojar seis cócteles molotov a una sucursal de Orcoyen en esos meses, y, finalmente, de colocar un artefacto incendiario y explosivo en la sede de UPN en Catarroso en noviembre.

Osés, para quien la Fiscalía pide 23 años y medio de cárcel por varios delitos de daños terroristas, y Gulina, que se enfrenta a 18 años, fueron detenidos poco después de este último acto de lucha callejera, el 20 de noviembre de 2007.

Ambos se fugaron y en 2012 se detuvo a Osés en las proximidades de la localidad francesa de Toulouse. Fue luego condenado a 8 años de cárcel en París por pertenecer al aparato logístico de ETA.

En cuanto a Gulina, fue arrestado en Alemania en octubre de 2017 y se encontraba huido en 2013, cuando se le iba a juzgar por las acciones por las que ahora se sentará en el banquillo.

Lo más visto

  • Letf1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado