También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Lo ha dicho Paulino Rivero en el Parlamento de Canarias

La consulta del petróleo será antes del 30 de noviembre

El presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, ha anunciado este jueves que la consulta popular relacionada con las prospecciones petrolíferas se realizará antes del 30 de noviembre a través de la Ley de Participación Ciudadana.
  • cope.es
  • cope.es

En un pleno extraordinario en el Parlamento, ha dicho también que el Ejecutivo demandará a la Comisión Europea (CE) la "verificación y fiscalización" de todos los procesos y autorizaciones que ha otorgado el Estado a Repsol para acometer las prospecciones en aguas cercanas a Lanzarote y Fuerteventura.    Asimismo, ha dicho que el Gobierno de Canarias "redoblará esfuerzos" para "seguir impidiendo" las prospecciones a través de las vías que ofrece el Estado de Derecho, y demandará "más compromiso" de los principales accionistas de Repsol --Sacyr y CaixaBank-- con las islas.    Rivero ha señalado también que su Ejecutivo exigirá al Estado el cumplimiento de los artículos de la Constitución basados en la no arbitrariedad, la no discriminación social y territorial.    El presidente ha criticado que todos los procesos relacionados con los permisos se realizan en "fechas señaladas" como puentes o vacaciones, y ha anunciado un recurso de alzada contra las autorizaciones que se presentará a lo largo del mes de octubre.    Sobre los accionistas de Repsol, ha pedido que "suspendan sus pretensiones" hasta que, al menos, se pueda realizar la consulta popular, sobre todo porque la actividad petrolera no está en sus "objetivos estratégicos".    "Me consta de primera mano, y siguen adelante por presiones del regulador. No es tolerable, no lo podemos aceptar, que sea la presión de una de las partes la que haga seguir adelante este proceso. Vamos a pedir comprensión a los accionistas con la mayoría aplastante de la sociedad canaria", ha señalado.    Ha recordado que las compañías australiana y alemana que estaban en el proceso inicial han anunciado su marcha del proyecto por el "daño" a su imagen que les generan las prospecciones en Canarias, por lo que les pide "reflexión" a los accionistas españoles, ya que se trata de un proyecto "problemático". QUE NO HAYA DISCRIMINACIÓN    El presidente también se ha mostrado en contra de que haya prospecciones en Baleares porque afectan a su modelo económico, y por ello, ha pedido al Estado que no haya "discriminación" en esta materia. "Ni en Canarias ni en Baleares, pero no se puede aceptar que el Ministerio esté trabajando para ver como no se pueden realizar las prospecciones en Baleares", ha dicho.    En esa línea, ha lamentado que Mariano Rajoy se haya olvidado de Canarias al hablar de las prospecciones, ya que en Baleares prometió que no se harían si había "el más mínimo indicio" de riesgo, riesgos que están recogidos en la Declaración de Impacto Ambiental del caso canario, y ha recordado que en su día dio instrucciones para paralizarlas y provocó "un maremoto" en el Senado.    "Pido a Rajoy que suspenda las autorizaciones porque hay indicios de riesgo. No es admisible, esto es el límite de lo que un canario puede permitir", ha señalado.