SUELTA DE AVES

La diputación de Bizkaia ha llevado a cabo hoy la suelta de 27 aves en las inmediaciones de Bilbao

El Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de la Diputación ha recogido 17.331 animales en sus veinte años de historia

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 17:12

La diputada de sostenibilidad y medio rural de Bizkaia, Elena Unzueta, ha explicado que “este centro es una de nuestras principales herramientas para conservar la biodiversidad y, también, un lugar para el conocimiento, un espacio para la investigación y una fuente de información incomparable sobre el estado de la fauna silvestre de nuestro territorio”.

Unzueta ha realizado estas declaraciones durante la suelta de 27 aves (14 lechuzas, 7 cárabos, 4 cernícalos, una garza y un azor) en las inmediaciones de Artxanda, junto a Bilbao, una actuación habitual en la actividad de este centro y con la que hoy se ha conmemorado el vigésimo aniversario del centro.

A las instalaciones forales de Gorliz han llegado 7.965 ejemplares de animales muertos y otros 9.366, la mayoría, vivos. De estos últimos, 5.014 fueron liberados de nuevo a la naturaleza después de recibir el tratamiento adecuado a su motivo de ingreso y otros 1.382 fueron cedidos a centros con los que se tiene convenio de colaboración (Aquarium de Donostia, Basondo, Fundación Áquila, Karpin Aventura...). Otros 2.797 animales murieron como consecuencia de sus lesiones y heridas a pesar del tratamiento recibido.

El grupo más numeroso entre los animales recogidos ha sido el de las aves, que suma 11.758 ejemplares, de los cuales 6.871 llegaron vivos. Por detrás de las aves se sitúan los mamíferos, con 3.843 ejemplares (1.111 vivos), y los reptiles, que supusieron 1.385 entradas en el centro y de los que 1.310 llegaron vivos.

Entre las aves, el motivo más frecuente de ingreso en el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia es el traumatismo (2.617), mientras que entre los mamíferos lo es el atropello (852). Además, entre las aves es muy frecuente que se entreguen crías encontradas en parajes naturales (se han llevado a las instalaciones de Gorliz 2.769 crías en estos veinte años).

Procedimiento

Una vez que los animales llegan al centro se procede a realizar el correspondiente registro de entrada y un diagnóstico veterinario, así como la elaboración de una ficha clínica en la que se van integrando todos los datos sobre su evolución. En función de la especie animal de la que se trate, se establece un protocolo de actuación y manejo específico del mismo.

Tras la llegada al centro, se procede a la exploración clínica del animal, así como a la toma de muestras para su análisis posterior como complemento del diagnóstico. Y, dependiendo de la especie, se puede extraer otro tipo de muestras para control sanitario o epidemiológico e incluso para control genético (estas últimas cuando se trata de especies incluidas en el Catálogo Vasco de Especies Amenazadas u otras cuyo declive poblacional parece evidente).

Programa de actuaciones en el centro

El Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia, además de dedicarse a la recuperación de animales heridos o enfermos, realiza programas de vigilancia sanitaria (control epidemiológico de la fauna silvestre y Plan Nacional de Vigilancia Sanitaria en Fauna Silvestre) y de conservación de especies amenazadas que ingresan en el centro, a través de su implicación en trabajos de investigación con centros universitarios y otros organismos estatales e internacionales.

Asimismo, realiza trabajos en experimentación animal, como por ejemplo el control reproductivo del galápago europeo; realiza intervenciones educativas de la mano de la colaboración que mantiene con universidades y otras entidades, entre las que se cuentan AMBAR, AZTI, NEIKER o la Estación Biológica de Doñana.

Este año, además, el centro ha editado el ‘Manual de actuación básica sobre rehabilitación de fauna silvestre’, un manual basado en el conocimiento y la experiencia adquiridos durante los años de trabajo en el centro y que nace para ser una herramienta de conocimiento para las y los profesionales que se incorporan a las labores de conservación de la fauna. Este manual se encuentra disponible en la web del centro, que ha sido renovada este año, en euskera, castellano e inglés.

Lo más